El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha admitido este miércoles que "todos los partidos" están "expuestos" a que surjan "corruptos" en sus filas y ha subrayado que "depurar la política" es una "responsabilidad de todos" los que están en política.

"Desentenderse de esta preocupación ciudadana y limitarse a trasladar que los males de la política están sólo en el adversario es un mal más que se hace a la política", ha advertido, para reivindicar su programa de "impulso democrático" que ha derivado ya en la aprobación de cuatro leyes, con una quinta que irá al próximo Consello de la Xunta.

En este punto, en su intervención en el debate sobre política general, el jefe del Ejecutivo autonómico ha lamentado que los grupos de la oposición "se borraron" de este trabajo, pero ha sostenido que, pese a esta decisión, también estas normas "serán buenas" para ellos.

Asimismo, ha apelado al entendimiento entre las fuerzas políticas en ciertos asuntos, como la violencia de género o la utilidad del gallego. "No es comprensible para nadie (...) que todo, absolutamente todo, sea motivo de refriega partidista", ha reflexionado.

Por ello, ha pedido la "aportación" de la oposición en un plan específico de igualdad en la educación ante el "repunte" de "machismo" que se está detectando entre los adolescentes; y ha solicitado que el idioma "deje de ser una herramienta política" para "una herramienta de progreso". "Analicemos juntos cómo sacar el mayor provecho a las potencialidades que la lengua propia nos ofrece", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.