El escultor argentino afincado en Lleida, Miquel Ángel González ha cedido este martes al Centro de Interpretación de Lluis Companys de Tarròs, en el municipio de Tornabous (Lleida), una estatua del presidente.

La pieza, de dos metros de altura y hecha con piezas metálicas representa al presidente Companys descalzo, momentos antes de su fusilamiento, del que este jueves se cumplen 75 años.

González y el alcalde de Tornabous, Amadeu Ros, han firmado el acuerdo de cesión este martes.

El Centro de Interpretación está muy cerca del monumento en memoria del presidente que el lunes apareció con pintadas amarillas que el Ayuntamiento ha limpiado este martes.

Los Mossos siguen investigando la autoría de las pintadas y se han llevado grabaciones de las cámaras de vigilancia de la zona.

Consulta aquí más noticias de Lleida.