El Ayuntamiento intenta recomprar una estatua del s. XIX en la chatarra
La estatua de bronce, junto a material de desecho. (Rafa Molina)
La Concejalía de Servicios del Ayuntamiento de Alicante negocia con una empresa de chatarrería la recompra de la escultura en bronce de José María Muñoz, notable filántropo del siglo xix, para reponerla en su emplazamiento original, el Paseíto de Ramiro. Todos las corporaciones han intentado su compra, que ahora podría cuajar si se rebaja el precio.

La estatua reposa
desde hace más de 30 años en un almacén de Recuperaciones Conesa, SL, en la calle Teular, 17, de Sant Vicent, una de las cuatro naves propiedad de los hermanos Fulgencio y Rafael Conesa, quienes también compraron en su momento todos los tranvías de la ciudad para su desguace.

Una de las últimas corporaciones franquistas la sacó del depósito municipal y la ofreció al peso a los hermanos Conesa por unas «30.000 pesetas de entonces», según fuentes del Ayuntamiento.

Ahora, sus propietarios reclaman «unos 6.000 euros» por su venta. Hijo adoptivo de la ciudad, José María Muñoz y Bajo de Mengíbar, extremeño, donó a Alicante una de las escuelas más populares, el desaparecido grupo Rafael Altamira. También, 12 viviendas para pobres y 100 camas y 100 vestidos para otros tantos leprosos de La Marina, que la Diputación rechazó.