El Ayuntamiento de Valencia aprobó hoy técnicamente el Proyecto Constructivo de Infraestructura de la Conexión Alameda-Avenida de Francia y Avenida del Puerto de la Generalitat Valenciana, que se refiere al futuro circuito de Fórmula 1. El plazo previsto de ejecución de las obras es inferior a 12 meses y el presupuesto total de licitación es de 54 millones de euros.

De esta manera, la ciudad de Valencia podrá albergar, desde el próximo año, una prueba del calendario mundial de este deporte. Según explicó hoy el primer teniente de alcalde, Alfonso Grau, "se trata de continuar abriendo la ciudad al mar, en un cambio de fisiología que estamos abordando, y de dar continuidad a la urbanización existente".

La urbanización ocupa 335.600 metros cuadrados (33,5 hectáreas) y se refiere a la prolongación de la avenida de Francia desde la calle Poeta Sanmartín y Aguirre (camino del Cementerio del Grao) hasta la calle Ingeniero Manuel Soto, la glorieta de conexión con el nuevo puente hacia urbanización de Las Moreras, la Alameda desde la calle 3 de abril de 1979 hasta la Glorieta, la nueva calle Espolón de Cantarranas hasta el Puente de Astilleros, y la calle de unión entre avenida de Francia y La Alameda, junto al Cementerio de El Grao.

Según el consistorio, el proyecto "define a nivel constructivo las infraestructuras necesarias para conectar la ciudad con el Puerto a través del sector de El Grao". El objetivo urbanístico de este proyecto es, además de diseñar los viales para una doble circulación, circuito de Fórmula 1 y servicio urbano, "dotar a la ciudad de unos nuevos espacios para el disfrute de los ciudadanos".

Las intervenciones "más singulares" se centran en la prolongación de avenidas de la Alameda y Francia, en las que se establecerán "zonas para juegos infantiles, paseos peatonales, amplias zonas verdes y carril-bici". Además, el proyecto incorpora la propuesta técnica de integración del circuito de Fórmula 1 de la estructura urbana.

El paso inferior de la Alameda

El paso inferior de la Alameda tendrá 170 metros y salvará la infraestructura ferroviaria de la calle Ibiza. Tendrá doble calzada, con dos carriles por sentido de tres metros cada uno, y una mediana de un metro y una acera a lo largo del túnel de medio metro. Para no afectar a la línea ferroviaria, está previsto que el túnel se ejecute mediante la técnica de empuje de cajones para ferrocarril. La intensidad media diaria de vehículos prevista es de 6.250.

Alfonso Grau señaló que el cementerio de El Grao "no resulta afectado por el trazado del circuito, que tampoco rebasará el eje ferroviario". Asimismo, se ha previsto un vial que bordea el límite sur del cementerio y sigue en perpendicular a la avenida de Francia.