La malformación de Jaxon desafía las leyes de la medicina

  • Jaxon sufre de anencefalia, una malformación congénita del sistema nervioso que causa la ausencia parcial o total del cerebro, cráneo, y el cuero cabelludo.
  • El personal médico estaba convencido de que el niño tan solo viviría durante unas semanas, pero ya ha celebrado su primer año.
  • Colegas de Brandon recolectan fondos en Internet para ayudar a la familia con la enfermedad de Jaxon, habiéndose conseguido más de 50.000 euros.
Jaxon sufre de anencefalia, una malformación congénita del sistema nervioso que causa la ausencia parcial o total del cerebro, cráneo, y el cuero cabelludo.
Jaxon sufre de anencefalia, una malformación congénita del sistema nervioso que causa la ausencia parcial o total del cerebro, cráneo, y el cuero cabelludo.

FACEBOOK

La historia del pequeño Jaxon, un verdadero superviviente que nació en 2014 en Florida, ha provocado una gran conmoción en las redes sociales, puesto que sus padres han creado una página de Facebook donde publican regularmente novedades sobre la extraña enfermedad de su hijo.

El bebé, sufre una malformación que desafía las leyes de la medicina: tiene la ausencia parcial de su cerebro y el cráneo. Sin embargo, aunque los médicos estimaban que sólo viviría unos pocos días, ya ha celebrado su primer cumpleaños.

Brittany, de 27 años, y Brandon, de 30 años, los padres del bebé, recibieron la noticia de que serían padres ese año, sin embargo, lo que iba a ser todo felicidad se vio tempranamente truncado.

"Durante la segunda ecografía a las 17 semanas, nos dimos cuenta de que algo andaba mal con la forma de su cabeza", cuenta Brandon. Los días llegaban a ser un infierno para los padres, por no saber lo que le ocurría a su bebé.

"¿Quiénes somos nosotros para decidir?"

A las 23 semanas de gestación, los médicos le dijeron a Brittany que considerase un posible aborto, según cuentan al Daily Mail. Pero en oposición a esta práctica, la pareja se negó a renunciar a su hijo.

"¿Quiénes somos nosotros para decidir?. Se nos había concedido un hijo, una oportunidad, y teníamos que hablar con él", explicaba Brandon.

Su esposa, con fuerte moral, decía: "Cuando me enteré de que mi hijo podría nacer muerto, toda mi alegría se iba. Las mamás se sienten felices normalmente, pero yo no podía estarlo".

Contra todo pronóstico, Jaxon sobrevivió durante el embarazo y nació el 27 de agosto de 2014. Pasó las tres primeras semanas de su vida conectado a muchos tubos y máquinas mientras los médicos trataban de determinar el porqué de la malformación.

El personal médico estaba convencido de que el niño tan solo viviría durante unas semanas. "Ellos me decían que mi hijo no caminaría ni hablaría jamás probablemente. No esperaban que se recuperase", recuerda Brandon.

"Hoy puede ser el último día"

Después de meses difíciles, los padres de Jaxon pudieron finalmente poner un nombre a la enfermedad de su hijo: la anencefalia, una malformación congénita del sistema nervioso que causa la ausencia parcial o total del cerebro, cráneo, y el cuero cabelludo.

Gracias a un nuevo tratamiento, el pequeño sufre menos y disfruta de una mejor vida en la medida de lo posible.

Sus padres, quieren aprovechar cada día junto a él. "Siempre está en mi mente. Yo sé muy bien que hoy puede ser su último día", dice Brittany.

El mes pasado, Jaxon celebró su primer cumpleaños, lo que significó todo un triunfo para el niño y sus padres.

Conmocionados por la historia del niño, los usuarios se apresuran a mostrar su apoyo a sus padres.

Colegas de Brandon también han lanzado una recolecta de fondos en Internet para ayudar a la familia Buell con la enfermedad de Jaxon, habiéndose recaudado ya casi 60.000 dólares (53.500 euros).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento