Familiares y amigos dan su último agur a los dos vascos muertos en Yemen
Familiares y amigos de Mikel Essery acompañan al padre del fallecido (segundo por la izq.). (J. Herrero/EFE).
Homenaje a Mikel Essery y Magie Álvarez. Los allegados de los dos vascos asesinados en el ataque del pasado lunes en Yemen rindieron ayer un homenaje a ambas víctimas guipuzcoanas.

Familiares y amigos de Mikel Essery, uno de los dos fallecidos, dieron sepultura a su cuerpo ayer por la mañana en el cementerio de Aia (Guipúzcoa). Por la tarde, la iglesia de San Vicente de Donostia acogió el funeral de este hombre de 53 años, al que asistió la portavoz del Gobierno vasco, Miren Azkarate. También acudieron trabajadores de la agencia Banoa, que organizó el viaje de las víctimas a Yemen, y alumnos de la ikastola donde Essery era profesor.

Por su parte, los allegados a Magie Álvarez, la segunda víctima vasca del ataque, velaron ayer el cuerpo de esta joven de 24 años en el tanatorio de Zarautz (Guipúzcoa).

Los restos mortales de Essery y Álvarez llegaron a Madrid el miércoles, vía aérea desde Yemen. Otros cuatro catalanes y un burgalés murieron en el atentado.