La sentencia dice que no hay pruebas. La Audiencia de Alicante ha declarado inocente a un joven de Onil y vecino de Ibi acusado de abusar de una menor amiga de su novia.

La joven lo denunció un día después de la supuesta violación (abril de 2004) tras haber hablado con sus amigas. Durante la acusación relató que el chico había abusado de ella y que había intentado penetrarla contra su voluntad. Pero el tribunal aduce que no han quedado acreditado los abusos. Relata que se fueron en el coche del joven a dar una vuelta hasta una zona de campo solitaria en Onil.

Allí le intentó dar un beso y ella se apartó alegando que «no lo veía bien teniendo novia». El ahora absuelto le dijo que se sentara encima de él, y así lo hizo, se bajaron los pantalones y el joven «la toqueteó y la besucó, dándole chupetones, en el cuello y en uno de los pezones, que le produjeron hematomas».