La Junta ha anunciado este martes su intención de remitir a los grupos parlamentarios la propuesta que ha enviado al Gobierno central proponiendo una aplicación correcta de la regla de gasto, porque Andalucía se "juega su futuro" y en estos momentos en los que se ven indicios de recuperación económica, hay que hacer "todos los esfuerzos por poner todos los recursos a disposición del empleo, del estímulo económico y de la mejora de los servicios públicos esenciales".

El Gobierno andaluz quiere que los grupos de la oposición sean conscientes de la situación y ha mostrado su disposición a mantener incluso reuniones con ellos para explicarles el contenido de la propuesta y exponer lo que puede significar que la mayor parte de los 1.712 millones de euros que llegarán de más en 2016 a la comunidad por entregas a cuenta se destinen a pago de deuda y a déficit en lugar de a políticas productivas y de estimulación económica.

Así lo ha expresado el portavoz del Ejecutivo, Miguel Ángel Vázquez, en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, donde ha confiado en que los grupos parlamentarios analicen con detalle e interés el documento.

Asimismo, Vázquez ha manifestado hasta que no se conozcan con exactitud los ingresos que llegarán del Estado a Andalucía en 2016 no se puede adoptar decisión en relación con el compromiso de investidura de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, sobre rebaja fiscal. "Hasta que no conozcamos con exactitud cuáles son los ingresos y si el Gobierno acepta la propuesta sobre una aplicación correcta de la regla de gasto, no podemos dar los siguientes pasos", según el portavoz.

Ha manifestado que, sin duda, el escenario de ingresos está siendo

"realmente complicado y poniendo dificultades a Andalucía en un momento de posibilidad de recuperación económica". Ha agregado que la Junta va a "pelear para que el Gobierno no meta palos en las ruedas del desarrollo económico de Andalucía".

Vázquez ha dado cuenta del informe que la consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero, ha presentado en el Consejo de Gobierno sobre la propuesta remitida al Ministerio de Hacienda, a la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) y a la Intervención General del Estado, sobre la aplicación correcta de la regla de gasto.

Con la metodología que plantea, el Gobierno andaluz cumple con la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, a la vez que le permite un incremento de los recursos destinados a los servicios públicos fundamentales y a la inversión y la creación de empleo en el presupuesto de la comunidad autónoma para 2016.

Para el Gobierno andaluz, es una prioridad que el incremento de la financiación vaya a aumentar el gasto para estimular la actividad económica y combatir el desempleo, y no a preamortizar la deuda con los bancos, especialmente teniendo en cuenta que la deuda de Andalucía está 2,5 puntos por debajo de la media de las comunidades autónomas.

Señala que la "incorrecta" aplicación de la regla de gasto por parte del Gobierno central ocasiona que el 70 por ciento de los 1.712 millones más que llegarán a Andalucía en 2016 se destine al déficit y a la deuda. La propuesta andaluza permitiría disponer de la totalidad del aumento de estos ingresos al excluir del gasto computable de referencia los fondos del modelo de financiación que cubren los servicios públicos fundamentales, el Fondo de Compensación Interterritorial y el Fondo de Cooperación.

Además, la Junta reclama que al calcular la regla de gasto sobre la tasa de referencia del PIB potencial durante 10 años, se computen las liquidaciones del sistema de financiación en el año en el que se efectuaron las entregas a cuenta. Del mismo modo, plantea una cláusula de salvaguarda que suponga excluir del cómputo un determinado porcentaje para destinarlo a inversión pública.

Para la Junta, una aplicación dura de la regla de gasto en este momento del ciclo económico impediría que los ciudadanos se beneficien de la recuperación y de la mejora de los ingresos en los próximos presupuestos de la Comunidad.

Con la metodología elaborada por la Consejería de Hacienda y remitida al Ministerio, de los 1.700 millones se dedicarán al ajuste del déficit 570 millones, y el resto podrá dedicarse a estimular la actividad económica y a fortalecer los servicios públicos

Consulta aquí más noticias de Sevilla.