ALICANTE, 15 (8

Europa press)

El Comité de Empresa de Marina Salud SA ha pedido a la consellera de Sanidad Universal, Carmen Montón, que el departamento de Dénia (Alicante) vuelva a ser de forma "inmediata" de gestión pública directa —tras siete años de concesión—, bajo la premisa de que ninguno de los puestos de trabajo "corre peligro" y de que los trabajadores de Marina Salud "serían absorbidos por la Conselleria".

El pleno de la representación de los trabajadores decidió esta petición por unanimidad en una reunión el pasado viernes, con los votos a favor de Cemsatse, Simap, Intersindical-salut, CCOO, USAE, UGT y CSIF.

Según ha sindicato el Comité de Empresa en un comunicado, el "mayor activo" del departamento son sus trabajadores, "que a pesar de los recortes han dado siempre el 200 por ciento de sus posibilidades".

"Es público y notorio que Marina Salud SA cuenta con una plantilla insuficiente y agotada, que realizan unos horarios de trabajo que dificultan el descanso, la conciliación de la vida familiar y laboral, y que están sometidos a una sobrecarga de trabajo que ponen en riesgo su salud", ha afirmando la representación de los trabajadores, que añaden que este riesgo laboral "aún no ha sido evaluado, después de casi siete años de funcionamiento, y está produciendo la huida masiva de profesionales".

El Comité de Empresa manifiesta que las iniciativas de mejora propuestas por los trabajadores y sus representantes "han chocado siempre con los intereses económicos de la empresa, que no ha dudado en aplicar recortes mediante modificaciones de las condiciones laborales, impago de objetivos, retraso de la carrera profesional, reducción de guardias, entre otras, para alcanzar sus beneficios".

Según esta parte, estos hechos "han propiciado una alta conflictividad y un clima laboral que ha sido considerado por los trabajadores como malo o malo". Además, suman a la situación "una larga serie de déficits asistenciales", denunciadas a través de los cauces establecidos, "sin que hasta la fecha el Consell haya tenido en cuenta ni nuestras denuncias ni las presentadas por pacientes, asociaciones de ciudadanos, etc".

Por ello, el Comité de Empresa exige a Montón "que cumpla el compromiso adquirido con la sociedad de revertir las concesiones", que analice la documentación que le entregarán y que actúe "con el apremio y determinación necesarios, para salvaguardar los legítimos derechos de los ciudadanos a tener acceso a la mejor asistencia posible".

Consulta aquí más noticias de Alicante.