El presunto número dos de la trama Gürtel y exdirigente del PP gallego, Pablo Crespo, ha señalado este martes que no le consta que Orange Market regalara un reloj de 2.400 euros a la exconsellera de Turismo y expresidenta de las Corts Valencianes, Milagrosa Martínez. De hecho, ha asegurado que los regalos que hacía la empresa eran "promocionales" y "los típicos de Navidad".

Pablo Crespo se ha pronunciado así en su declaración ante el tribunal en la vista por la pieza 3 de Gürtel, relativa a supuestas irregularidades en contrataciones de la feria Fitur entre los años 2005 y 2009. La Fiscalía pide para él 11 años y medio de prisión y 23 de inhabilitación.

El acusado ha explicado que Orange Market hacía "no sólo a clientes de la administración pública, también a proveedores y al personal" regalos "promocionales, típicos de Navidad" y se ha referido a mantas de "15 o 18 euros" o pulseras por "15 euros". Asimismo, ha respondido a la fiscal que no le consta que a Milagrosa Martínez le regalaran un reloj de 2.400 euros.

Crespo ha asegurado que en algunas joyerías tenían "descuentos importantes" y, respecto a una factura por importe de 5.300 euros en la que figuran dos relojes, ha explicado que esta compra la hicieron Francisco Correa —presunto cabecilla de la trama Gürtel— y Álvaro Pérez 'El Bigotes —también acusado en esta causa—. Según Crespo, uno de los relojes era para la mujer de Correa y el otro para Pérez o para su esposa.

En su declaración, Pablo Crespo ha negado que el exjefe de gabinete de la Conselleria de Turismo Rafael Betoret tuviera una actitud "condescendiente" con Orange Market. De hecho, ha asegurado: "La Agencia Valenciana de Turismo (AVT) ha sido siempre muy exigente con nosotros y nosotros muy escrupulosos con el cumplimiento del contrato".

((Habrá ampliación))

Consulta aquí más noticias de Valencia.