Parndorf
Los forenses realizan su trabajo en el camión frigorífico en el que viajaba un grupo de inmigrantes que murieron asfixiados, en un arcén de la autopista A4. EFE/ROLAND SCHLAGER

Al menos 71 refugiados, cuyas nacionalidades por el momento se desconocen, han muerto asfixiados cuando viajaban de forma ilegal por Austria en un camión frigorífico, ha informado este viernes el portavoz del Ministerio del Interior, Alexander Marakovits, a la agencia oficial APA. La Policía explica que los fallecidos son 59 hombres, ocho mujeres y cuatro menores. "Se ha encontrado un documentode identidad sirio, así que suponemos que se trata de un grupo de refugiados sirios", afirmó Doskozil.

"Esta tragedia nos ha conmocionado a todos; os los traficantes de personas son criminales"Los cadáveres se hallaron en un camión abandonado que estaba aparcado en un arcén de la autopista A4, entre el lago Neusiedl y la localidad de Parndorf, en el Estado federado de Burgenland, fronterizo con Hungría. El vehículo llamó la atención de los agentes porque llevaba varias horas aparcado en el arcén de la autopista.

Los investigadores consideran que el camión estaba aparcado en el mismo lugar desde este miércoles y el primero en alertar de lo sucedido fue un empleado del servicio de mantenimiento de autopistas, que llamó a la Policía al ver el vehículo abandonado. Cuando los agentes abrieron el camión, los cadáveres ya mostraban señales de descomposición, explicó Doskozil, que no quiso entrar a precisar las razones de los fallecimientos, a la espera de los análisis forenses.

Tres detenidos en Hungría

Las autoridades austríacas han confirmado el arresto en Hungría de tres personas, dos de ellas supuestamente los conductores del camión y el otro es el propietario del vehículo. Los detenidos son dos búlgaros, uno de ellos de origen libanés, y un húngaro, según explicó en una rueda de prensa en la ciudad austríaca de Eisenstadt el director de la Policía del estado federado de Burgenland, Hans Peter Doskozil.

Agregó que se han emitido también cuatro ordenes adicionales de detención europeas para dar con otros tantos supuestos responsables de la tragedia, y que todo apunta a una organización criminal formada por húngaros y búlgaros. "Esta tragedia nos ha conmocionado a todos", declaró la ministra del Interior, Johanna Mikl-Leitner, en una rueda de prensa en la ciudad de Eisenstadt. "Los traficantes de personas son criminales", agregó Mikl-Leitner

Una oleada de refugiados, en su mayoría procedentes de países en conflicto como Siria y Afganistán, han llegado en las últimas semanas a los países de los Balcanes occidentales en su ruta hacia Europa Occidental, donde esperan conseguir asilo político. La denominada ruta de los Balcanes lleva a los refugiados de Turquía a Grecia, Macedonia y Serbia, desde donde alcanzan Hungría, el primer país de la zona Schengen en su viaje.