Un agente de la Policía Nacional fuera de servicio ha rescatado a una pareja de ancianos en la playa de el Molinar de Palma de Mallorca, cuando estaban siendo golpeados en el agua por el fuerte oleaje contra una zona rocosa del litoral.

En un comunicado, fuentes de la dirección general de la Policía han destacado que el agente realizó la maniobra de rescate apoyado por dos dotaciones de Policía que acudieron al lugar.

Los hechos tuvieron lugar cuando el agente, que se encontraba de vacaciones, estaba caminando por el Paseo Marítimo de la playa de El Molinar acompañado por su esposa y su hijo.

Fue entonces cuando se percató de cómo el fuerte oleaje estaba golpeando a una pareja de ancianos que se encontraba bañándose en una zona rocosa de la playa, empujándoles hacia el dique.

Así, consciente del peligro que corrían los ancianos al encontrarse atrapados, el policía acudió al lugar, donde localizó al varón con varias heridas sangrantes en el rostro.

Una vez que ayudó a salir al hombre, volvió al agua donde consiguió alcanzar a la mujer, a la que logró estabilizar en el mismo lugar y evitando que siguiese siendo golpeada contra las rocas.

Poco después llegaron a la zona dos dotaciones de radio-patrullas de Policía Nacional, que se metieron en el mar para ayudar al otro agente a sacar del agua a la mujer, junto a un socorrista de la zona y una ambulancia que también habían llegado al lugar.

Tras comprobar su estado y ver que ambos necesitaban asistencia médica puesto que tenían heridas y magulladuras por todo el cuerpo y presentaban también síntomas de hipotermia, fueron trasladados a la Clínica Rotger de Palma de Mallorca.