El volumen de residuos generados por los usuarios de las playas de Málaga duplicó el pasado mes de julio el registrado en el mismo periodo de 2014.

Según los datos ofrecidos por la empresa de limpieza Limasa, en julio de 2015 el dispositivo destinado en las playas ha recogido 325.520 kilogramos de basura, mientras que en el mismo mes, pero de 2014, la cantidad alcanzó solamente los 151.720 kilos.

La mayor parte de estos residuos estaba depositada en bolsas en las papeleras situadas a lo largo del litoral, aunque también hay otros que fueron retirados directamente de la playa mediante la utilización de medios mecánicos.

La empresa de limpieza ha incrementado el número de papeleras distribuidas en las playas de la ciudad, habiendo, en la actualidad, un total de 690 unidades, después de que se hayan aumentado en torno a las 80, han destacado en un comunicado desde el Ayuntamiento.

Todas ellas se distribuyen en bases de cuatro unidades, de 120 litros de capacidad cada una de ellas, por lo que su almacenamiento supera las 2,7 toneladas. En lo que se refiere al dispositivo de limpieza, Limasa tiene asignados a las playas 43 operarios y 15 vehículos.

El incremento del volumen de basura responde no sólo a un aumento del número de usuarios de las playas, sino también a que realizan un mayor consumo durante su estancia en las mismas y, por tanto, producen una mayor cantidad de residuos.

Aunque la mayor parte de estos residuos son depositados por los ciudadanos en los cubos de basura de las playas, Limasa ha incorporado al trabajo dos servicios de cribado de arena mediante tractor.

Consulta aquí más noticias de Málaga.