En Barcelona el ambiente está junto al mar

Vista de Barcelona durante el Orgullo
Vista de Barcelona durante el Orgullo
ARCHIVO
En esta guía por las ciudades gays por excelencia de Europa y
América, nos hemos tomado la osadía de eliminar
Berlín, ya que está en proceso de búsqueda y no está asentada como tal. Tampoco hemos incluído uno de los clásicos,
San Francisco, ya que está pasada de moda desde hace muchos años.

He aquí un recorrido rosa por las capitales hechas a medida para los homosexuales: Madrid, Barcelona, Amsterdam, Nueva York y Londres.

Barcelona

La ciudad condal es conocida como la capital gay del mediterráneo. Y razones no le faltan. Tras los Juegos Olímpicos de 1992, Barcelona dio el gran paso de la modernidad que tanto le hacía falta.

Hoy es un referente turístico de prime orden, y el segundo destino turístico del país.

Para los amantes de la vida nocturna, la oferta se concentra en el Eixample, o Ensanche, zona muy céntrica, en cuyas calles como Diputació, Balmes, Casanova o Concell de Cent se encuentra de todo y para todos.

Locales como los míticos Arena Madre, Arena Diana, Arena Vip, eran antes, junto con la sala Metro, la única oferta nocturna gay de la ciudad. Hoy es un obligado el Café Dietrich, Punto Barcelona, o el Schilling, en plena calle Ferran, junto a La Rambla.

Hoy es un obligado el Café Dietrich, Punto Barcelona, o el Schilling, en plena calle Ferran, junto a La Rambla

Si de discotecas hablamos, la reina es Salvation, con sus dos zonas, una más cañera, la otra más petarda. Souvenir, y Mercí, copan las ansias de baile del domingo por la mañana y por la tarde.

Pero Barcelona tiene mucho más que ofrecer. Quien no ha bajado la Rambla, no ha estado en la ciudad. Seguramente es uno de los paseos más agradables que una ciudad puede ofrecer. Gentes de toda condición, tiendas de todo tipo, y el mar, con su centro comercial Maremagnum, esperando en el puerto deportivo.

Y quien no ha visto la Sagrada Familia, se ha perdido el monumento más visitado de la ciudad. El templo que Gaudí no logró terminar es hoy el icono de la ciudad, como también lo es su torre AGBAR, de peculiar forma, que muchos ya identifican con ya sabemos que.

Otras zonas como el barrio del Borne, o el Gótico, son de visitas obligadas de gran encanto.

La movida gay empezó en Barcelona más tarde, se hizo esperar, pero hoy es una ciudad que ofrece al visitante hasta un punto de información turística gay, cosa que nos lleva a la tan manida frase "Es que Barcelona es muy europea". Y además tiene mar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento