Ciudadanos ha celebrado durante esta mañana en el hotel Los Habaneros de Cartagena su I Encuentro Intermunicipal de concejales, donde se han abordado diferentes cuestiones relacionadas con el anterior curso político.

En este contexto, la formación ha realizado un balance de actuaciones con los objetivos que se han obtenido, y ha informado acerca del impulso que se pretende dar a partir del mes de septiembre, según han informado a través de un comunicado.

De esta forma, Ciudadanos ha señalado que ha cumplido el programa avalado por más de 80.000 ciudadanos de la Región, "posibilitando el cambio tranquilo que demandaba la sociedad después de 20 años de gobiernos absolutos".

Además, ha declarado que ha actuado "con responsabilidad política, garantizando la gobernabilidad en decenas de municipios y logrando la mayor regeneración política en la historia de la Región, sacando a los imputados de las instituciones democráticas, reformando la Ley Electoral y devolviendo a la sociedad el pluralismo político, tanto en los ayuntamientos como en la Asamblea.

"Somos la auténtica oposición constructiva con capacidad de Gobierno, puesto que nada de los que se ha conseguido en los dos últimos meses hubiera sido posible sin nosotros", subrayan.

Por otro lado, a juicio de Ciudadanos, la Región de Murcia "necesita un presidente que se plante en Madrid y defienda los intereses reales de todos los murcianos, prestando soluciones a los graves problemas como el agua, los recortes presupuestarios para 2016, y los proyectos retrasados tales como el AVE, el Corredor Mediterráneo, Camarillas o El Gorguel. Exigiremos que, a través de enmiendas se doten los fondos necesarios para no perder ni un solo año en la terminación de las infraestructuras comprometidas con la Región".

Igualmente, ha subrayado que impulsará la "puesta en marcha de varias comisiones de investigación, así como la transparencia en las instituciones, presentando una iniciativa en la Asamblea que permita que los murcianos conozcan la declaración de bienes e intereses de los altos cargos, que sus agendas sean públicas, que se establezcan sanciones en caso de incumplimiento de sus obligaciones, prohibición de las tarjetas de crédito, así como que se publiquen y se conozcan todos los acuerdos del Consejo de Gobierno". Además, "impulsaremos la reforma de la administración pública regional para su modernización y acercamiento al ciudadano".

En lo referente a las acciones que se emprenderán desde una perspectiva más local, el nuevo curso político se iniciará con "la reducción de la presión fiscal, mediante mociones encaminadas a bajar el precio del IBI, del agua, así como de otras tasas".

"Prepararemos presupuestos municipales más justos y equilibrados que satisfagan las necesidades de nuestros vecinos, eliminando derroches, gastos injustificados y arbitrarios que, junto con la optimización de recursos y la eficiencia de las infraestructuras de la administración, conseguiremos cubrir demandas sociales y aumentar o mejorar la calidad del servicio", han apuntado.

Consulta aquí más noticias de Murcia.