El incendio declarado el pasado jueves en Lorca, en la Sierra del Almirez, ha quedado controlado por los equipos de emergencia destinados a su extinción, según han informado fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

Asimismo, han estabilizado los declarados en la zona de Cieza. Desde que estos se originaron, a causa de una tormenta eléctrica seca, han participado en las labores de extinción más de 600 efectivos.

El personal dedicado a estas labores en estos momentos asciende a un total de 135 profesionales y actualmente sigue activo el nivel 2 del Plan de Protección Civil de Emergencias para Incendios Forestales en la Región de Murcia (Plan Infomur).

La consejera de Presidencia, María Dolores Pagán, se desplazó esta mañana al Puesto de Mando Avanzado ubicado en el municipio de Cieza, en donde trabajan 94 efectivos, con el apoyo de tres helicópteros, en las zonas de las sierras de La Palera-Serrata y Almorchón.

Pagán destacó el trabajo realizado por los equipos de extinción "que hicieron frente anoche a la reactivación del fuego en diferentes puntos, como consecuencia del fuerte viento y las elevadas temperaturas registradas durante la jornada".

En este área permanece una sección de la Unidad Militar de Emergencias para tareas de vigilancia y apoyo.

Cañón de almadenes

Igualmente, un grupo de agentes medioambientales trabaja en la zona del espacio natural protegido del Cañón de Almadenes para llevar a cabo la medición del perímetro del área afectada.

Los datos recogidos, según informa la Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente, permitirán a los técnicos elaborar informes contrastados con la información ambiental disponible sobre la Red Natura 2000, para valorar la afección ecológica del espacio natural.

La actuación de los recursos de extinción se centró desde el primer momento en evitar los daños al espacio natural. Si bien en los primeros análisis no se aprecian daños de envergadura en la zona, la afección se concentra en las laderas del Cañón, ocupadas por espartales y pinares de carrasco de baja intensidad.

El fondo del Cañón, ocupado por vegetación de ribera, no se ha visto afectado y las laderas tampoco en su totalidad, sino en zonas puntuales, más o menos intensas, donde el fuego fue más virulento.

LORCA

En cuanto al incendio de Lorca, el fuego quedó estabilizado ayer y en estos momentos se encuentran en la zona tres brigadas forestales. Los trabajos se centran ahora en dos áreas delimitadas para evitar que el incendio se reavive.

La consejera de Presidencia precisó que "en la Sierra del Almirez se han visto afectadas 300 hectáreas, mientras que en la zona de Cieza la superficie quemada asciende, en su conjunto, a unas 450 hectáreas".

Asimismo, en la tarde de ayer se originó otro incendio en el término municipal de Jumilla, de menores dimensiones (0,2 hectáreas), que, tras reactivarse a causa del fuerte viento, fue controlado y extinguido por los equipos de emergencia sobre las 00:00 horas.

La consejera agradeció el trabajo realizado durante estos días por todos los profesionales de extinción de incendios, Protección Civil, fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado y Policías Locales de los municipios afectados, y resaltó "la estrecha coordinación" con los equipos del Ministerio de Agricultura, Medio Ambiente y Alimentación, la Unidad Militar de Emergencias y las juntas de Andalucía y Castilla-La Mancha, "que han contribuido todos ellos a que la situación no haya empeorado".

Consulta aquí más noticias de Murcia.