PGE.-Participa critica el gasto público para la construcción de la SE-20 "en beneficio de IKEA"

La portavoz de Participa Sevilla en el Ayuntamiento hispalense, Susana Serrano, ha asegurado que "no existe ningún problema de movilidad en el enlace de la SE-20 con la A-4 y si se va a construir será para beneficiar a la multinacional sueca IKEA".

La portavoz de Participa Sevilla en el Ayuntamiento hispalense, Susana Serrano, ha asegurado que "no existe ningún problema de movilidad en el enlace de la SE-20 con la A-4 y si se va a construir será para beneficiar a la multinacional sueca IKEA".

En un comunicado, desde Participa se asegura que no se entiende el motivo por el que el Estado aporta una inversión que "engrosará las plusvalías privadas, en lugar de aplicarlas en resolver otras cuestiones que son prioritarias para la ciudadanía, como la extensión del Cercanías hasta el sur de la Isla de La Cartuja o la reversión de los recortes que se han efectuado en esos mismos servicios".

Para la SE-20 se prevé hasta 2019 una inversión de 13,5 millones de euros, que tendrá como contrapartida que el Ayuntamiento asuma el coste de su conservación, "un monto que no se especifica en el convenio", ha añadido Participa.

"No se informa si hay o no capacidad económica para asumir estos costes y por qué son prioritarios con respecto a otros cuyo objetivo es paliar la situación de emergencia social que viven muchas familias sevillanas", ha denunciado Serrano.

Participa ha tildado de incomprensible que las obras de conexión "no estén condicionadas" a que no se vea afectado de ninguna forma el Parque del Tamarguillo, a cuya plataforma ciudadana de defensa se le ha "negado la información necesaria que garantice que no existen afecciones sobre el mismo".

Serrano ha asegurado que, desde que el grupo sueco creara en 2001 su filial Inter Ikea Centre Group, "la base de su negocio está en el alquiler de los locales comerciales que acompañan a su tienda y, sobre todo, en la revalorización inmobiliaria de los terrenos sobre los que se asienta el centro".

"De ahí las exigencias de esta empresa al Consistorio en relación a los terrenos de San Nicolás Oeste, que han pasado por una recalificación de los suelos en la que se ha concedido un aumento de la edificabilidad del 15 por ciento, a pesar de que, a instancias de la Gerencia de Urbanismo, ya hubo que reducir las pretensiones iniciales de IKEA en un 17 por ciento", según afirma.

Ante esto, Serrano se pregunta si, en un momento como el actual, tiene sentido aumentar la superficie de suelo urbanizado de uso terciario en la ciudad, cuando, "por desgracia, son numerosas las empresas que han cesado su actividad, existiendo actualmente suelo ya urbanizado en desuso para este fin".

"menos empleo y de peor calidad"

Para Participa, el argumento esgrimido durante estos años para actuar así ha sido la necesidad de atraer inversiones que permitan la creación de empleo. Pero, según asegura, un informe realizado por la Universidad de Alicante "demostró que la construcción de un macrocentro comercial previsto por IKEA en Alicante provocaría la pérdida neta de más de 2.000 empleos en la provincia, destruyendo además empleos de calidad que se transforman en precarios".

Así, alerta de "numerosas denuncias" de los trabajadores de la firma en relación a las condiciones laborales de la empresa, "con un alto porcentaje de la plantilla que trabaja menos de 20 horas semanales con salarios por debajo de 600 euros".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento