Un niño introduce el voto de su padre en una urna en las elecciones al Parlamento Europeo celebradas en Cataluña.
Un niño introduce el voto de su padre en una urna en las elecciones al Parlamento Europeo celebradas en Cataluña. EFE

La organización Marea Granate, que defiende los derechos de los emigrantes españoles, ha denunciado que, en el caso de que haya elecciones generales en 2015, el plazo de inscripción en el censo electoral de residentes ausentes (CERA) se ha cerrado este viernes sin que el Gobierno haya informado a los ciudadanos.

El procedimiento para el voto de los españoles residentes en el extranjero establece que deben estar inscritos en el CERA "antes del día primero del segundo mes anterior al mes de la publicación de la convocatoria de las elecciones en el Boletín Oficial del Estado".

De celebrarse elecciones a finales de este año, deben ser convocadas en octubre, de modo que el segundo mes anterior al mes de la publicación de la convocatoria sería agosto y el último día para inscribirse en el CERA hoy, 31 de julio.

El cambio de las condiciones exigidas a los emigrantes para votar y en concreto la supresión del denominado "voto rogado" -que obliga a mostrar la voluntad de votar antes de ejercer ese derecho- es una demanda del colectivo de emigrantes y de varias fuerzas políticas, entre ellas la Izquierda Plural, el PSOE, CiU, PNV, UPyD y Podemos.

La inclusión de ese método en la legislación electoral en 2011 ha hecho que se haya reducido notablemente la participación de los casi 2 millones de emigrantes españoles en los procesos electorales.

El PP se ha mostrado partidario de derogarlo, pero votó en contra de una iniciativa parlamentaria de la Izquierda Plural para hacerlo antes de las elecciones generales.