Uno de cada cuatro coches que se fabrican en Europa cuentan con componentes de la marca Algontec, una empresa de capital íntegramente aragonés, dedicada a la realización de conductos de canalización del aire acondicionado y calefacción para el automóvil.

Desde 2001 esta compañía, que inicialmente formaba parte del grupo Cefa, se estableció como firma independiente en una clara apuesta por la tecnología de soplado, abriendo una planta de producción en Zaragoza.

Fruto de un crecimiento sólido y con la vocación de cubrir las necesidades de los clientes, en 2008 inauguró una segunda planta en Polonia, Algontec Polska.

Mantiene a unos cien trabajadores en cada una de las factorías y cuenta, en total, con alrededor de 23 máquinas de soplado de entre cinco y 75 toneladas, repartidas en sus instalaciones.

En declaraciones a Europa Press, el director general de Algontec, Jorge Blanchard, ha explicado que hay tres aspectos que diferencian a esta empresa del resto del sector: "La focalización, la diversificación y el servicio".

Con focalización se refiere a que la firma está centrada en la fabricación de conductos de aire acondicionado y calefacción para coches, a través de la tecnología del soplado técnico.

El hecho de que se dedique a una tipología de componentes en concreto supone un factor diferenciador frente a otros competidores que, normalmente, se dedican a la realización de varios productos.

Jorge Blanchard ha subrayado que esta focalización hace que la factoría conozca "a la perfección" el producto y su tecnología, más que sus competidores.

DIVERSIFICACIÓN

Algontec ha apostado por la diversificación de sus clientes. De esta forma, ninguna multinacional de automóviles para las que trabaja supone para esta compañía más del 20 por ciento de su producción.

El director general de la auxiliar ha subrayado que esto proporciona una ventaja competitiva, puesto que si una de las marcas a las que suministra reduce sus pedidos logran mantenerse gracias a otras.

Ha destacado que esta diversificación ha ayudado "mucho" a Algontec a superar la crisis económica, que "también ha dejado por el camino a muchos competidores".

En este contexto, la auxiliar trabaja en aumentar sus fronteras, para lo que está "construyendo alianzas" con el objetivo de "convertirnos en una empresa todavía más global".

'

Full service'

Jorge Blanchard ha señalado que la empresa apuesta por el 'Full Service', es decir, por prestar servicio desde la fase inicial de diseño hasta la fabricación y entrega. De esta forma, también dan apoyo y asesoramiento a los clientes.

Ha precisado que cada modelo de vehículo nuevo tiene una pieza distinta, y ellos siempre ofrecen al cliente el tipo de pieza que necesitan.

Con este modelo de negocio, en Algontec abogan por la innovación, tanto en los procesos de fabricación como en el propio desarrollo de las piezas y en la mejora del consumo energético del vehículo a través de sus sistemas.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.