El festival Bilbao BBK Live dio comenzó ayer jueves a su décima edición con un lleno total en las campas de Kobetamendi, ya que las entradas para la primera jornada se agotaron a lo largo del día, de manera que un total de 40.000 personas disfrutaron de bandas como Mumford & Sons, Triggerfinger o Black Rebel Motorcycle Club.

Last Tour, promotora organizadora del festival, ha informado que aún quedan a la venta las últimas entradas para la jornada de este viernes, en la que actuarán bandas como The Jesus & Mary Chain, Ben Harper & The Innocent Criminals, James Bay y Arizona Baby, entre otras. Tal y como se anunció con anterioridad, las entradas del sábado, los bonos de tres días y el acceso a la zona de acampada están agotados.

Así, el primer día de festival transcurrió con normalidad en una jornada soleada y calurosa. En las primeras horas de la tarde, el público ya era numeroso y actuaciones como la de Black Rebel Motorcycle Club contaron con gran afluencia de fans.

Los belgas Triggerfinger llenaron la carpa del escenario 3 con uno de los directos más rockeros del día, y Mumford & Sons, indiscutibles protagonistas del día, "hicieron vibrar al público" ofreciendo temas de su recién estrenado disco, "Wilder Mind", junto a lo mejor de su repertorio, han explicado desde la organización.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.