La consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, Carmen Ortiz, ha visitado las instalaciones de Almendras Morales, ubicadas en la aldea de Zamoranos, en Priego de Córdoba, donde ha afirmado que este grupo empresarial es un ejemplo del alto valor añadido que se puede generar a través de una buena transformación y comercialización.

En este sentido, ha señalado que "Almendras Morales es un caso de éxito gracias a la calidad, la diversificación y la internacionalización, sin olvidar su apuesta por la sostenibilidad", resaltando que el 20% de la producción de esta firma es almendra ecológica.

Carmen Ortiz ha explicado que el almendrero es un "sector en crecimiento gracias a explotaciones cada vez más productivas y competitivas" y que esta producción cuenta con un gran potencial, entre otros motivos, porque la demanda mundial de frutos secos está en aumento.

Esta tendencia se relaciona directamente, según ha comentado la consejera, con las "cualidades saludables" de estos alimentos, que están "demostradas científicamente e íntimamente ligadas a la Dieta Mediterránea".

Córdoba cuenta actualmente con algo más de 1.000 hectáreas de almendro y 664 toneladas de producción, pero es en las ventas de frutos secos al exterior donde destaca este territorio, ya que aporta la quinta parte de estas exportaciones andaluzas. En 2014 desde esta provincia se realizaron ventas de frutos secos en otros países por valor de más de 21 millones de euros, mientras que las exportaciones andaluzas de estos alimentos ascendieron a 103 millones de euros.

Grupo almendras morales

Esta empresa familiar, una de las dos mayores entidades del sector de España, se dedica al descascarado, repelado y procesado de almendra para su venta a tostaderos, pasteleros, confiteros, heladeros y fabricantes de productos navideños. Además, recientemente han diversificado su actividad, introduciéndose en el sector vinícola (Bodega Viñedos de Pozoblanco, en Badajoz) y cuenta también con instalaciones de pistacho ubicadas en Extremadura.

A estos negocios se suma un museo de la Almendra en Zamoranos, cuya puesta en marcha contó con el respaldo de la Junta de Andalucía a través de una subvención gestionada por el Grupo de Desarrollo Rural (GDR) Subbética Cordobesa, por un valor superior a los 58.000 euros.

La inversión realizada por la empresa se acercó a los 179.000 euros y supuso la creación de dos puestos de trabajo. Además, entre 2007 y 2011, la Junta de Andalucía ha concedido otras tres subvenciones a este grupo empresarial para actuaciones dirigidas a mejorar la transformación y comercialización. Estas ayudas suman un global de más de 569.000 euros, destinados a proyectos que han incentivado una inversión total de más de 1,4 millones de euros.

Por otro lado, Almendras Morales ha firmado este año un contrato de colaboración con el equipo de Fruticultura Mediterránea del centro Alameda del Obispo del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía (Ifapa), una cooperación dirigida al fomento de las actividades de investigación y divulgación del sector de la almendra y de los frutos secos.

Esta iniciativa en común comprende la puesta en marcha de ensayos para evaluar el comportamiento entre diferentes patrones y variedades de almendro, la realización de jornadas técnicas sobre frutos secos y un servicio de asesoramiento continuado a la empresa, entre otras actuaciones.

Los principales productos de Almendras Morales son la almendra, la nuez, el pistacho, el piñón, el anacardo y la macadamia, alcanzando su facturación los 151 millones de euros (el 50% procedente de exportaciones a cinco continentes).

Consulta aquí más noticias de Córdoba.