El nuevo conseller de Educación y Universidades, Martí March, ha manifestado este viernes, tras la toma de posesión de su cargo, que el Govern está en contra del Tratamiento Integrado de Lenguas (TIL) pero "está a favor de que los estudiantes puedan conocer mucho mejor idiomas" porque, según ha dicho, "tienen claro" que la sociedad del siglo XXI es la sociedad del "plurilingüismo".

Con todo, ha señalado que quieren que los estudiantes finalicen sus estudios con un "buen conocimiento del castellano y del catalán", si bien, ha añadido que también apuestan porque "se imponga una tercera lengua, pero de otra manera".

"Nosotros queremos reforzar de una manera clara el aprendizaje del inglés o de otra lengua extranjera", porque, segno es normal que los estudiantes salgan con unos conocimientos tan mínimos"

En declaraciones a los medios, March ha concretado que tras la derogación del TIL, se quiere, "a partir del Decreto de Mínimos", elaborar "una normativa lingüística clara y flexible", que se ajuste a las características de cada centro.

Así, ha defendido un proyecto lingüístico basado en la "diversidad y pluralidad", aunque ha remarcado que el catalán, como lengua vehicular, "debe ser más importante en la enseñanza".

Para lograr este objetivo, el nuevo conseller ha dicho que contarán con la opinión de todo el sector, de la Asamblea de Docentes, pero también del resto de entidades que representan a los profesores, padres y alumnos.

"La Asamblea de Docente es un interlocutor importante y significativo, pero nos debemos a todo el sector educativo", ha asegurado, a lo que ha añadido que "no seremos ser prisioneros de nadie, sino que queremos ser una Conselleria abierta a todos", ha apostillado.

Mejorar la financiación

Por su parte, la nueva consellera de Hacienda y Administraciones Públicas, Catalina Cladera, ha señalado que su prioridad es conseguir mejorar la financiación para poder ofrecer unos buenos servicios públicos a los ciudadanos de Baleares. Cladera ha confirmado que la próxima semana tienen previsto pedir oficialmente la paralización del nuevo Régimen Especial de Baleares (REB), tal y como ha anunciado la presidenta del Govern.

Sobre la puesta en marcha del impuesto turístico, la responsable de Hacienda ha indicado que revisarán "todo el expediente" de la ecotasa que se comenzó a aplicar en las Islas Baleares y que será "un punto de partida para trabajar a partir de ahora".

El conseller de Trabajo, Comercio e Industria, Iago Negueruela, ha apuntado que su primera preocupación son las personas que no tienen empleo en esta Comunidad Autónoma, con especial incidencia, ha afirmado, en los parados de más de 45 años "que no han dejado de incrementarse a lo largo de la pasada de legislatura".

Medio ambiente y participación y transparencia

El nuevo titular de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca, Vicenç Vidal, ha manifestado su apuesta por "poner en valor" la conexión entre la agricultura y el medio ambiente, y ha anunciado que tiene previsto "repasar" los aspectos que afectan a "temas urbanísticos" de la Ley Agraria de Baleares, aprobada por el gobierno de José Ramón Bauzá.

Por su parte, la consellera de Participación, Transparencia y Cultura, Esperança Camps, tras tomar posesión de su cargo, ha apuntado que una de sus prioridades es la de conseguir que la televisión pública IB3 "sea un vehículo de normalización lingüística" y lograr que en el ente público imperen "criterios estrictamente profesionales".

"Hay que lograr que las personas se sientan orgullosas de utilizar nuestra lengua, y que también lo sientan así las personas que viene de fuera", ha añadido en declaraciones a los medios de comunicación.

Por último, el responsable de la Conselleria de Territorio, Energía y Movilidad, Joan Bonet, ha destacado que tienen por delante "mucha tarea por hacer", pero primero tienen que saber "en qué situación se encuentra cada una de las áreas de su departamento", ha aclarado.