Ecologistas en Acción aplaude la petición del Comité de Patrimonio Mundial de la Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, la Educación y la Cultura (Unesco) de que España cancele "de forma permanente" el proyecto de dragado en profundidad del río Guadalquivir, una obra que considera un "disparate" y que "responde a los intereses de algunos sectores económicos sevillanos".

En declaraciones a Europa Press, la portavoz de Ecologistas en Acción en Andalucía, Lola Yllescas, ha señalado que "se constata" que cuando esta obra del dragado se ve "con un cierto distanciamiento desinteresado", se ve como un "disparate". "A un río que es el más intervenido de Europa, llenos de presas, desviaciones, canalizaciones, cambios de cauce, con un estuario en estado catatónica, hacer encima una obra de este tipo es un disparate".

En este sentido, Yllescas asegura que el dragado "responde a intereses de sectores económicos sevillanos que interpretan que el río está a su servicio, y que están asociados al Puerto de Sevilla y a sus especulaciones urbanísticas". "En contra, además, del Tribunal Supremo, de la opinión de los científicos, de los movimientos sociales y haciendo un uso como si el río desde Sevilla a Sanlúcar estuviera a su servicio", lamenta.

Además, la portavoz ecologista señala que el Puerto de Sevilla "ya recibe barcos enormes que producen una erosión en los márgenes del Guadalquivir", por lo que "no hay ninguna necesidad" de este dragado, toda vez que insiste en que son estos sectores sevillanos "los que ejercen presión, porque en el resto de Andalucía no quiere este dragado".

En opinión de Yllescas, "lo único que quieren es dinero para ampliar la capacidades del puerto, la zona urbanizada que conlleva", al tiempo que asegura que esta obra "no va a reportar nuevas riquezas para Sevilla y sí mucho daños a los andaluces que tienen el río como patrimonio, y mucho más Doñana, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco".

"Tendremos que acabar de una vez con esta amenaza de dragado", porque esta obra "es una disparate", insiste la portavoz ecologista, que manifiesta que "ya está bien de que la economía domine todo". "Y sobre todo —insiste— cuando es una economía muy particular que no va en beneficio de Andalucía, sino en beneficio de determinados sectores económicos sevillanos", concluye.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.