El 30 por ciento de la población joven de Extremadura está ocupada laboralmente pero con un 60 por ciento de contratos temporales y los sueldos bajos de España, por lo que tiene "la peor capacidad adquisitiva del país", según ha explicado el presidente del Consejo de la Juventud de Extremadura (CJEx), Enrique Hernández.

Asimismo, el 43 por ciento de la población joven está inactiva, en la mayoría de los casos por estudios, y de la población ocupada, un 10 por ciento está en situación de subocupación, es decir, "trabajar menos de lo necesario para tener unos ingresos que den para vivir", lo que supone un total de 16.000 jóvenes en Extremadura.

Aún así, como dato "positivo", el paro de larga duración en Extremadura en la población joven ha disminuido, ya que ahora hay unas 20.000 personas que llevan "más de un año buscando trabajo" por los 30.000 del año 2012, lo que es "una buena noticia", ha dicho Enrique Hernández.

Estos datos han sido arrojados por el Observatorio de Emancipación, que edita el Consejo de la Juventud de España con los datos de los consejos autonómicos que existen en el país, del tercer cuatrimestre de 2014, y que ha dado a conocer este jueves el presidente del Consejo de la Juventud de Extremadura, Enrique Hernández, en rueda de prensa.

Además, el 40 por ciento de jóvenes menores de 30 años están, según el indicador Arope sobre exclusión social, en "privación material severa", lo que supone una cifra de más de 70.000 jóvenes en la región, lo que resulta "espeluznante".

CONTRATACIONES

Asimismo, de todos los contratos que se han producido en el cuarto trimestre de 2014, el 96,7 por ciento de las nuevas contrataciones efectuadas a personas menores de 30 años fueron de carácter temporal, lo que suponen más de 40.000 contratos temporales, por 1.300 indefinidos.

Así, trabajar "no es garantía de salir de la pobreza, ya que el 25 por ciento de los jóvenes que trabajan también están en situación de pobreza, unas 13.500 personas, ha señalado Enrique Hernández.

Los menores de 25 años tienen una tasa de pobreza, según el indicador Arope, que "supera con creces" el 40 por ciento, y entre los 25 y 29 años, hay una tasa de pobreza del 30 por ciento, cifras "muy por encima de la población media adulta".

Por lo tanto, "sólo el 20 por ciento" de la población juvenil de Extremadura trabaja las suficientes horas para tener ingresos con los que poder vivir, ha manifestado el presidente del CJEx.

Así, más del 60 por ciento de la población joven que trabaja está en situación de temporalidad, lo que supone una cifra de casi 30.000 jóvenes con contrato temporal.

Paro larga duración y contratación temporal

Además, Hernández ha señalado que cuando el CJEx empezó a trabajar con el Observatorio de Emancipación, y con cifras de 2012, el paro de larga duración estaba en torno a 30.000 jóvenes, y ahora en 20.000 personas entre 20 y 30 años.

El paro de larga duración, al final del 2014, ha bajado en torno a un 10 por ciento anualmente, por lo que "la tendencia se está manteniendo", aunque sería bueno asentarla con un tipo de contratación laboral "digna".

Asimismo, Extremadura es la segunda región con la emancipación de jóvenes más baja del país, y además "se nota mucho más la diferencia", con otras zonas de España, ya que la población joven está peor que la adulta.

Así, la región es una de las comunidades autónomas "donde más fácil" lo tiene un mayor de 30 para emanciparse, pero "más difícil" para una persona que tenga menos de esa edad, ha indicado Enrique Hernández.

En Extremadura sigue aumentando el saldo, al extranjero o a otra comunidad autónoma, de la salida de jóvenes, ya que cada año salen más jóvenes de los que viene, por lo que "desde el punto de vista oficial", la región pierde "más de 2.000 jóvenes al año".

Además, el sueldo medio anual de los jóvenes extremeños es de 10.131 euros, es decir, "no se alcanza ni de lejos el concepto de mileurista", y el sueldo medio de la mujer es menor, en torno a 9.820 euros.

Análisis de género

Además, las mujeres en la región se emancipan "mucho más cobrando menos", y aunque no hay una investigación sociológica que explique este fenómeno, revela que "es una situación de desigualdad" porque además está "aumentando la población estudiante fundamentalmente entre hombres".

Además, Extremadura "está a la cabeza" en España en subocupación, es decir, "trabajar menos de lo necesario para tener unos ingresos que den para vivir", ha señalado Enrique Hernández.

Así, el presidente del CJEx ha indicado que "no se están creando empleos, sino que se están creando contratos", cada vez "más precarios", por lo que "está aumentando la desigualdad porque disminuyen los sueldos"

El presidente del CJEx también ha destacado "el bajo nivel formativo de una parte importante de jóvenes", que afecta después a las condiciones de trabajo.

Garantía juvenil

Por otro lado, Enrique Hernández ha explicado que el sistema de Garantía Juvenil es "una solución que debería resolver la situación de paro" ya que beneficiaría a más de 33.000 jóvenes en Extremadura.

En estos momentos, el CJEx defiende que el sistema de Garantía Juvenil "no existe", aunque sí hay "medidas que se están ubicando dentro de la financiación europea de la Garantía Juvenil", pero que no es parte del sistema y "no sirven", ha indicado Hernández.

Así, las "medidas necesarias" desde la Garantía Juvenil deberían generar aproximadamente algo más de 22.000 opciones formativas para jóvenes que requieren una mayor cualificación en Extremadura, y también "algo más de 22.000 puestos de trabajo y de experiencias laborales".

En Extremadura hay más de 10.000 jóvenes que llevan menos de tres meses en situación de desempleo, que deberían poder entrar en los sistemas de entrevista para analizar su situación, lo que exige que los servicios de empleo autonómicos se dediquen a realizar estas llamadas, que es lo que reivindica el CJEx, según su presidente.

Sobrecualificación y prácticas

Además, Enrique Hernández ha indicado que también existe la "realidad de la sobrecualificación", que no es de las más altas de España, pero que afecta a "más de la mitad de las personas jóvenes que trabajan con estudios terminados", lo que supone un total de 20.000 jóvenes en Extremadura, por lo que la región necesita esa cifra de puestos de trabajo con mayor cualificación.

Asimismo, el presidente del CJEx ha señalado que "hay un abuso" de los contratos de prácticas y de formación, ya que "en apenas seis meses" se están duplicando.

Así, Enrique Hernández ha explicado que acudir a este tipo de contratos cuando hay más de 30.000 jóvenes en paro con experiencia laboral previa es "un indicativo" de que se están utilizando estos sistemas de contrato para "gente que no está en la necesidad de realizar la formación porque ya la tiene".

Aumento población estudiantil

El presidente del CJEx ha señalado que "es significativo" el aumento de la población de estudiantes, especialmente entre hombres, que sumado a la tasa de emancipación que se da en mujeres, significa que "se consolida la desigualdad".

Así, los hombres tienen "más oportunidades de seguir estudiando", por lo que habría que estudiar si este dato se corresponde con una "mayor vocación a seguir estudiando" o "una mayor necesidad de las mujeres jóvenes por insertarse en el mercado laboral".

Precios de la vivienda

Por otro lado, el precio de la vivienda en Extremadura ha subido un 4 por ciento, y "empieza una tendencia al alza", por lo que el precio medio del alquiler es de 354 euros al mes, y el "precio tolerable" para una persona joven sería de 253 euros, ha indicado Enrique Hernández.

Además, se han eliminado las ayudas al alquiler para vivienda joven, por lo que el CJEx propone unas ayudas de 100 euros al mes para el pago de la vivienda de alquiler o aplicar el modelo francés de ayudas a la vivienda.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.