Los trabajadores de Viriato votarán este jueves en referéndum si aceptan los 40 despidos en la fábrica de Ordes (A Coruña) que contempla el preacuerdo alcanzado por el sindicato CC.OO. (mayoritario en el comité de empresa) y la dirección de la empresa la semana pasada.

Para la CIG, que rechaza estas salidas, esta votación responde al intento de Comisiones por "lavarse la cara" después de la actitud mantenida durante la negociación de un primer ERE en abril (que finalmente Viriato no llegó a ejecutar) y de este segundo expediente.

La portavoz de la sección de textil de la central nacionalista, Dores Martínez, ha criticado, en declaraciones a Europa Press, que la compañía proponga "una obscenidad" en relación a las garantías para cobrar las indemnizaciones, ya que estas, ha explicado, se basan en avales sobre propiedades que tiene Viriato en A Coruña y "sobre las que pesa una carga hipotecaria".

Pero "lo más grave" para esta portavoz es que el sindicato mayoritario en el comité de empresa haya aceptado estas condiciones, que dejarán a los trabajadores que se irán despedidos en una "situación de indefensión".

La CIG, ha anunciado Martínez, va a impugnar este ERE, y avanza que un elevado número de las personas que serán despedidas en el plazo de los próximos 15 días —los que tiene la empresa para entregar las cartas de despido— también lo harán, "a titulo individual".

Al respecto del referéndum, que se desarrollará entre las 13,00 y las 15,00 horas de este jueves, la sindicalista advierte de que "no hay peor mentira que una media verdad", ya que si ahora se hace una votación es "porque Comisiones Obreras aceptó el acuerdo".

Asimismo, acusa tanto a CC.OO. como a la dirección de Viriato de llevar a cabo una campaña "de enfrentamiento" en la plantilla, entre los que se quedan y los que se irán, y "coacciones" para decantar la votación hacia el sí, al "amenazar" con que "o es el ERE o hay que ir a la liquidación". "Y es absolutamente falso. Si la empresa continúa abierta es porque da beneficios", sentencia.

PREACUERDO

El pasado jueves, en la segunda reunión del periodo de consultas, CC.OO. y Viriato cerraron un preacuerdo que supondrá el despido de 40 trabajadores de la fábrica de Ordes.

La CIG ya lamentó en su día el "entreguismo" por parte de Comisiones "en la aceleración de la firma de este acuerdo". "Incluso sin haber terminado el periodo de negociaciones legalmente estipulado", criticó.

La propuesta final de la empresa, según informó la CIG, consiste en el despido de 40 trabajadores. Las siete personas afectadas que tienen menos de 55 años tendrán una indemnización de 20 días por año trabajado (con un máximo de 12 mensualidades) y un complemento de 1.000 euros.

Por su parte, a los trabajadores de entre 55 y 58 años de edad se le garantiza hasta cumplir los 62 un complemento a las prestaciones por desempleo hasta llegar a los 800 euros al mes y a mantener el convenio especial hasta los 62.

Para el personal de 59 a 61, la compañía garantiza un máximo de 800 euros al mes y el 70% en la base de cotización, según los datos que aporta la CIG.

Asimismo, indicó que la empresa comunicó "su compromiso" de saldar toda la deuda salarial que tiene con los trabajadores a fecha de 5 de diciembre de este año.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.