Llegan a Andalucía los primeros niños saharauis de los 1.300 que disfrutarán este verano de unas vacaciones en paz

Unos 140 saharauis de entre ocho y 12 años ya se encuentran en Huelva, mientras que este sábado 93 llegan a la provincia de Jaén

Andalucía ha recibido ya a los primeros niños saharauis de los alrededor de 1.300 que llegarán a Andalucía desde este viernes y hasta el próximo 1 de julio para participar en el Programa 'Vacaciones en paz 2015', coordinado por la Federación Andaluza de Asociaciones Solidarias con el Sáhara (Fandas) junto con la Delegación del Polisario para Andalucía.

Según ha explicado a Europa Press la presidenta de Fandas, Gely Ariza, serán siete los aviones que llegarán al aeropuerto de Málaga y dos al de Sevilla con niños procedentes de los campamentos de la población refugiada saharaui en Tindouf (Argelia), y que serán recibidos por familias en las ocho provincias andaluzas.

Así, el primer vuelo ha llegado esta madrugada al Aeropuerto de Málaga-Costa del Sol, que colabora con estos colectivos a través de un dispositivo especial para facilitar la llegada y el regreso. Hasta el 30 de junio aterrizarán en el recinto aeroportuario malagueño siete aviones con los pequeños, mientras que el Aeropuerto San Pablo de Sevilla recibirá dos, uno el 30 de junio y otro el 1 de julio.

En el primer vuelo, que aterrizó en Málaga a las 02,25 horas, han llegado los niños que pasarán sus vacaciones en la provincia de Huelva, un total de 140 que estarán repartidos en 40 municipios de la provincia y en la capital. Además, según la presidenta de Fandas, ha llegado algún pequeño grupo que irá a Málaga, y otros dos —también reducidos— que viajarán hasta Granada y Linares (Jaén).

Por su parte, este sábado de madrugada está prevista la llegada de otros dos aviones con menores saharauis. 93 de ellos llegarán a la provincia de Jaén, y el resto a las provincias de Granada y Almería. Además, al igual que en el avión de este viernes, habrá un pequeño grupo que se quedará en Málaga, según Gely Ariza.

Los menores —un total de 5.000 en España— pasaran dos meses de la temporada estival junto a familias españolas para evitar que estos tengan que soportar las altas temperaturas del desierto, que supera los 55 grados en verano. Desde hace 22 años, la colaboración de las familias anfitrionas andaluzas permite mejorar la calidad de vida (sanitaria y alimentaria) de la población infantil saharaui, acercándola a un mundo en paz.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento