La ONU cifra en 187.100 las muertes en el mundo debidas al consumo de drogas

  • El cannabis es la droga más consumida del mundo, con casi 182 millones de personas, seguida por anfetaminas y éxtasis, derivados del opio y cocaína.
  • Hasta 246 millones de personas de entre 15 y 64 años consumieron estupefacientes ilegales, lo que supone una de cada 20 personas de edad adulta.
  • Uno de cada diez consumidores tiene serios problemas de drogodependencia, la mitad de ellos por sustancias inyectables.
Un soldado atravesando una plantación de marihuana.
Un soldado atravesando una plantación de marihuana.
Baz Ratner / REUTERS

El número de personas que murieron en el mundo en 2013 debido al consumo de drogas se mantuvo estable y ascendió a unas 187.100, según la estimación que hizo este viernes la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD).

Esta cifra la facilita la ONU en su Informe Mundial sobre las Drogas, difundido en Viena el director general de ONUDD, Yuri Fedotov, y que estima que 246 millones de personas de entre 15 y 64 años consumieron estupefacientes ilegales, lo que supone una de cada 20 personas de edad adulta del planeta.

Por regiones, Asia registró 81.100 fallecimientos, América del Norte 43.300, África 37.800, Europa 16.900, América Latina y el Caribe 6.000, y Oceanía 2.000 La cifra total de fallecimientos, según la ONU, es prácticamente la misma que en años anteriores.

En el caso de los consumidores de drogas, si bien la ONU calcula que su número aumentó en el mundo en tres millones de personas respecto al año anterior, si se ajusta ese dato al incremento de la población, "el consumo de drogas ilícitas ha permanecido estable".

El informe indica que uno de cada diez consumidores tiene serios problemas de drogodependencia. De esos 27 millones de "consumidores problemáticos", la mitad de ellos (12,19 millones) usan sustancias inyectables, y se estima que 1,65 millones de ellos estaban afectados por el VIH en 2013.

La droga que genera más problemas de salud y fallecimientos es el opio, "lo que puede atribuirse a la relación que existe entre el consumo de opiáceos y el consumo de drogas inyectables, el VIH, el Sida y las muertes por sobredosis", señala el documento. Entre los consumidores de drogas inyectables, como la heroína, la mortalidad es 15 veces mayor que en otras personas de la misma edad y sexo que no las usan, debido a la posible transmisión de enfermedades infecciosas y sobredosis.

La ONU también denuncia que solo uno de cada seis drogodependientes con problemas graves de adicción tienen acceso a programas de tratamiento. "Las mujeres en particular parecen enfrentarse a barreras en el tratamiento: mientras que uno de cada tres consumidores de drogas a nivel mundial es una mujer, sólo uno de cada cinco consumidores de drogas en tratamiento es una mujer", indica Fedotov.

El cannabis es la droga más consumida del mundo, con casi 182 millones de personas, seguida por los estupefacientes sintéticos, incluidas las anfetaminas y el éxtasis, con 52,7 millones. Le siguen los derivados del opio con 48,9 millones de consumidores, y la cocaína con 17 millones.

Otros datos relevantes del informe

  • Legalizar el cannabis en Colorado elevó el consumo.La legalización en 2014 de la compra y el consumo de cannabis en Colorado (EE UU) ha elevado su uso. "Los picos en la prevalencia del pasado año parecen coincidir con las leyes que suavizan las restricciones del consumo personal", señala el informe, que asegura que la prevalencia del uso de marihuana en Colorado "es mayor y crece más rápido que la media nacional" en EE UU. El documento de la ONU explica que la legalización ha reducido significativamente el número de arrestos por posesión de cannabis en Colorado, lo que ha liberado recursos policiales. Además, la legalización ha abierto una vía de llegadas de ingresos a las arcas públicas en forma de impuestos. En diciembre pasado, Colorado ingresó 8,5 millones de dólares por este concepto, el triple que en enero 2014.
  • El cultivo de coca toca mínimos. Se situó en 2013 en su nivel más bajo desde que comenzaron a recogerse datos en 1990, y el consumo de cocaína tiende a la baja en los principales mercados mundiales. En 2013 se cultivaron 120.800 hectáreas de hoja de coca en el planeta, alrededor de un 10% menos que el año anterior. En el principal mercado de cocaína del planeta, Estados Unidos, el consumo se ha estabilizado en los últimos años; en el segundo mayor mercado, Europa Occidental y Central, también hay signos de caída del consumo. "Hay algunas señales de una disminución de la tendencia en los países con altos niveles de consumo, como Dinamarca, Italia y España, mientras que en el Reino Unido se informa de una tendencia al alza en el consumo de cocaína en el último año", indica la ONUDD. "En la mayoría de los restantes países se dan tendencias estables o en descenso", agrega el informe.
  • El cultivo de opio alcanza su máximo en 80 años. El cultivo mundial de adormidera, la planta de la que se extrae el opio, alcanzó su nivel más alto desde finales de la década de 1930, debido a los máximos históricos en Afganistán, el primer productor del planeta.  Las sustancias derivadas del opio son consumidas por unas 48,9 millones de personas, y la ONU señala que son especialmente peligrosas, ya que enfermedades como el VIH y la hepatitis C se pueden transmitir con las jeringuillas que se emplean para inyectarse heroína.  De las casi 311.000 hectáreas de adormidera que se cultivaron en todo el mundo en 2014, 224.000 estaban en Afganistán, donde la superficie cultivada aumentó un 7 por ciento. La producción mundial de opio alcanzó las 7.554 toneladas en 2014, el segundo nivel más alto en tres décadas, mientras que los decomisos mundiales de opio, heroína y morfina ilícita cayeron un 6,4 por ciento entre 2012 y 2013.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento