Piden 12 años de prisión para un hombre acusado de violar en 2010 a su expareja en Ciudad Real

La Audiencia provincial de Ciudad Real acogerá los próximos 24 y 25 de junio el juicio contra A.A.H., de 51 años de edad, para quien la Fiscalía solicita una pena de 12 años por violar supuestamente a la que había sido su pareja en un parque forestal a las afueras de Ciudad Real, conocido como la Atalaya, en noviembre de 2010.

La Audiencia provincial de Ciudad Real acogerá los próximos 24 y 25 de junio el juicio contra A.A.H., de 51 años de edad, para quien la Fiscalía solicita una pena de 12 años por violar supuestamente a la que había sido su pareja en un parque forestal a las afueras de Ciudad Real, conocido como la Atalaya, en noviembre de 2010.

Según el escrito de acusación al que ha tenido acceso Europa Press, el hombre y su víctima habían convivido durante tres meses hasta que a principios de noviembre de 2010 rompieron la relación. El día de los hechos, el acusado llamó a la mujer para tomar algo, a lo que esta accedió y, tras tomarse unas cervezas juntos, la víctima le pidió que la llevara a su casa puesto que se encontraban lejos de donde vivía.

Aunque el acusado le dijo que sí, cuando subieron al coche se dirigió hacia un parque forestal alejado de la ciudad para, una vez que aparcó en un sitio alejado donde no les podían ver, tratar de violar a la mujer que salió corriendo pero, desorientada y en la oscuridad, regresó al coche para suplicarle, incluso "de rodillas", que la llevara a su casa.

Sin embargo, la fiscalía relata que el hombre siguió adelante con sus propósitos y una vez que estaba desnudo, la agarró por el cuello y las muñecas mientras la desvestía, para posteriormente tumbarla en el coche —para lo que había reclinado el asiento del copiloto— y ponerse encima de ella donde la agredió sexualmente durante cuatro horas.

Ya de madrugada, la mujer le pidió salir para orinar, momento que aprovechó para mandarle un mensaje a una amiga pidiéndole ayuda y diciéndole que estaba en la Atalaya. Cuando la amiga la llamó, aunque el agresor le había quitado el teléfono, pudo descolgarle y ella oyó el llanto de la víctima y llamó al 091.

Cuando los agentes llegaron al lugar de los hechos, el A.A.H ya había violado supuestamente a la mujer y lo encontraron de nuevo encima de ella, mientras la amenazaba diciendo que la mataría si contaba algo a la policía, aunque finalmente la mujer, que presentaba diversas lesiones, denunció los hechos el mismo día.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento