La ONU acusa al 'Gran Hermano' eritreo: sociedad vigilada, tortura "cotidiana",  ejecuciones...

  • Una investigación de la ONU acusa al régimen eritreo de amplias y sistemáticas violaciones de los DD HH que han provocado un éxodo.
  • El informe habla de ejecuciones extrajudiciales, tortura (incluyendo sexual), servicio militar obligatorio, trabajos forzados, etc.
  • "Los eritreos viven con el miedo constante de ser vigilados y de que pueden ser arrestados arbitrariamente y sometidos a tortura, desaparición o muerte".
Vista general de una reunión de la Asamblea General de la ONU.
Vista general de una reunión de la Asamblea General de la ONU.
KENA BETANCUR / ERFE

El Gobierno de Eritrea es responsable de amplias y sistemáticas violaciones a los derechos humanos que pueden constituir crímenes contra la humanidad, según un informe redactado por una comisión de investigación independiente de Naciones Unidas.

"La comisión ha comprobado que enormes, amplias y sistemáticas violaciones a los derechos humanos han sido y siguen siendo cometidas por el Gobierno de Eritrea y que no hay ninguna asunción de responsabilidades", reza el texto, publicado este lunes.

"La comisión también considera que las violaciones en el área de ejecuciones extrajudiciales, tortura (incluyendo tortura sexual), servicio militar obligatorio y trabajos forzados podrían constituir crímenes contra la humanidad", agrega.

La comisión fue establecida en junio de 2014 por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, al que presentará sus resultados el próximo 23 de junio.

A pesar de las reiteradas solicitudes al Ejecutivo eritreo, los miembros de la comisión no pudieron entrar en el país, por lo que tuvieron que basar su trabajo en más de 160 testimonios escritos y 550 entrevistas realizadas a eritreos residentes en 8 países.

"El miedo a represalias incluso en eritreos residentes en terceros países fue uno de los principales retos", especifica el texto.

La comisión describe un Estado totalitario que controla a sus ciudadanos a través de un enorme aparato de seguridad que ha penetrado todos los niveles de la sociedad, incluyendo una red de espías ciudadanos que deben controlar a sus vecinos.

"Como resultado de esta vigilancia, los eritreos viven con el miedo constante de que su comportamiento es vigilado por los agentes de seguridad y de que pueden ser arrestados arbitrariamente, y sometidos tortura, desaparición o muerte".

"La tortura es cotidiana"

De hecho, los expertos coinciden en señalar que "la tortura es tan cotidiana que sólo se puede concluir que es una política del Gobierno, y que la enaltece como método para castigar a personas percibidas como opositores".

El texto indica que el sistema judicial es totalmente corrupto y que los detenidos son tratados de forma brutal, muchos son mantenidos incomunicados permanentemente, y muchos de ellos simplemente desaparecen.

Por otra parte, el informe denuncia que el Gobierno obliga al servicio militar obligatorio y sin fin, y que los reclutas están sometidos a condiciones de semiesclavitud, especialmente las mujeres, muchas de ellas sometidas a explotación sexual.

Ante esta situación, los expertos entienden perfectamente que miles de eritreos hayan abandonado su país y busquen ser reconocidos como refugiados en terceros países.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento