odyssey 544
El barco de Odyssey

El Reino Unido anunció hoy que, al igual que España, "esperará la protección de sus derechos" en el caso de que el tesoro submarino encontrado por la empresa norteamericana Odyssey procediera de un barco británico y añadió que también ha reclamado a dicha compañía mayor información sobre su hallazgo.

La embajada británica en Madrid difundió hoy un comunicado en el que explicó que el Reino Unido "ha planteado preguntas a Odyssey" en relación con los objetos extraídos por la compañía norteamericana, que el pasado mes anunció el hallazgo, en un lugar indeterminado, de un tesoro compuesto por unas 17 toneladas de plata y oro.

Más información

El pasado mes anunció el hallazgo de un tesoro compuesto por unas 17 toneladas de plata y oro

"El Reino Unido comparte el deseo de España de recibir información", señaló la embajada, que consideró que "en este momento sigue habiendo poca información detallada sobre la localización del lugar del cual Odyssey se llevó los objetos o sobre su procedencia".

Además, Londres considera que "urge establecer los hechos de manera rápida" y permitir que "expertos independientes en la materia" examinen los objetos hallados por la compañía norteamericana.

No obstante, la representación británica subrayó que el Reino Unido, que "seguirá colaborando estrechamente" con España en este asunto, "no tiene motivos" para dudar de que Odyssey haya cumplido "todas las leyes correspondientes" al trasladar a Estados Unidos los objetos hallados bajo el mar.

El comunicado se refiere además al contrato que mantiene Londres con Odyssey, relativo a la búsqueda en las costas de Gibraltar de los restos del buque británico Sussex, y recuerda que dicho compromiso está sometido a "una evaluación continua" y requiere el cumplimiento de las pertinentes normas arqueológicas internacionales por parte de la empresa.

Tras el anuncio del hallazgo del tesoro hecho por Odyssey, el ministerio de Cultura alertó a la Guardia Civil sobre la posibilidad de que su hubiera producido un delito de expolio del patrimonio español y reclamó a la compañía información sobre el lugar exacto en el que fueron hallados los objetos.

El Gobierno presentó el pasado día 30 una demanda legal ante un tribunal federal de Tampa (Florida, EEUU) contra Odyssey para defender la propiedad del tesoro.

Además, la titular del juzgado número uno de la Línea de la Concepción (Cádiz) ordenó la pasada semana el apresamiento de dos buques de Odyssey que se encuentran atracados en Gibraltar, para que sean inspeccionadas sus bodegas en un puerto español.