Tarde de celebración en la ciudad tras el ascenso logrado por el equipo local

Las calles de Oviedo se han teñido de azul esta tarde tras el partido que el equipo local de la ciudad, el Real Oviedo, ha jugado a mil kilómetros de distancia, frente al Cádiz, y que ha servido para que los azules hayan conseguido el ansiado ascenso a la Segunda División.
Seguidores viendo el partido
Seguidores viendo el partido
TWITTER DE PEÑA AZUL SONSO

Las calles de Oviedo se han teñido de azul esta tarde tras el partido que el equipo local de la ciudad, el Real Oviedo, ha jugado a mil kilómetros de distancia, frente al Cádiz, y que ha servido para que los azules hayan conseguido el ansiado ascenso a la Segunda División.

A lo largo de toda la tarde fueron muchos los aficionados los que se dejaron ver por las calles de la capital asturiana ataviados con la equipación de su equipo, toda vez que la retransmisión del partido no podía seguirse por Televisión del Principado de Asturias (TPA), pero sí por Canal Plus.

Muchos de los aficionados se decidieron por refugiarse en algún local hostelero para poder seguir el partido. Pero la mayoría decidió concentrarse en la calle de El Rosal, que fue cortada al tráfico para instalar una pantalla gigante en la que los oviedistas pudieron disfrutar juntos del partido.

Oviedo y Cadiz empataron (1-1) la en el partido de ida de la eliminatoria la pasada semana en el estadio asturiano del Carlos Tartiere. En el partido de vuelta, el Oviedo se adelantó en el Ramón de Carranza (0-1). A pesar de la derrota en esta eliminatoria, el Cádiz aún tiene otra oportunidad para subir a la categoría de plata del fútbol español.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento