La actividad quirúrgica de los hospitales aragoneses se disparó durante el mes pasado, pero aún así no logra atajar las listas de espera sanitarias. En mayo se realizaron una media de 196 operaciones cada día para un total de 6.105 intervenciones quirúrgicas. Esta cifra supone un incremento de casi el 30% con respecto a las 4.705 que se realizaron en abril (debido a la interrupción que supuso la Semana Santa) y casi un 8% con respecto a las 5.676 de marzo. Y sin embargo, las listas de espera vuelven a subir. El mes pasado terminó con 723 pacientes que llevaban esperando más de seis meses para pasar por el quirófano.

Esta cifra es muy superior a los 660 de abril y se acerca a los niveles de hace un año. En mayo de 2006 había 868 personas en esta situación, según los datos que publica el Salud de forma periódica en Internet (en el portal de la DGA www.aragon.es).

El mayor número de cirugías se realizó el mes pasado en oftalmología, con 1.299 intervenciones (116 de ellas a pacientes de larga espera). En la actualidad, la demora media para operarse de los ojos está en 57 días.

Cirugía general y digestivo (con 1.131 operaciones en mayo) y traumatología (con 1.046) son las otras dos espacialidades que mayor intensidad quirúrgica registran. En ambos casos, las esperas medias casi rozan los tres meses. Neurocirugía, con 99 días de espera, es la especialidad con las demoras más largas para entrar a quirófano.

Las especialidades que menor número de pacientes de larga espera tienen son maxilofacial (cinco pacientes) y dermatología y urología (seis cada una). Cirugía cardíaca y obstetricia no acumulan retrasos de más de seis meses. En total, en mayo se operó a 914 pacientes que llevaban más de seis meses esperando. En el mismo mes de 2006 fueron 978.

Menos demoras que hace un año

Traumatología sigue siendo la especialidad que mayor número de pacientes de larga espera acumula. En mayo tenía 365 personas que llevaban esperando más de seis meses para ser operados. Le sigue cirugía general y digestivo (112 pacientes). Son las dos especialidades que menos mejoras han registrado con respecto al mismo mes de 2006. Sin embargo se ha conseguido reducir de forma notable la lista de espera de oftalmología (se ha pasado de 127 a 52 pacientes), neurocirugía (82 a 38), cirugía plástica (151 a 41) o dermatología (ha disminuido en un año de 24 a 6 pacientes con esperas superiores a los seis meses).