El secretario general del PSOE de Extremadura y candidato a la Presidencia de la comunidad, Guillermo Fernández Vara, ha señalado a su llegada al Comité Federal del partido en la que se analizan los resultados electorales y la política de pactos, que lo que quiere resolver son "los problemas que la gente tiene".

"En Extremadura hay gente que lo está pasando muy mal, y a eso es a lo que le tengo que dar solución. ¿Cómo lo hacemos? Ya lo hablaremos la semana que viene, y en función de lo que seamos capaces de acordar, decidiremos".

Así se ha referido Vara, a preguntas de los periodistas, a su llegada a la sede del partido en Ferraz, y en referencia a la ronda de contactos que mantendrá con los representantes del resto de fuerzas políticas que componen el Parlamento regional.

No obstante, el líder de los socialistas extremeños, que cosechó 30 escaños en el Parlamento autonómico, a tres de la mayoría absoluta, no tendrá problemas para formar gobierno, puesto que los 28 diputados del PP, según ha confirmado ya José Antonio Monago, se abstendrán en la investidura.

Sobre ello, Fernández Vara ha señalado que es una actitud "coherente" con lo que ha venido manifestando Monago durante la campaña electoral, en relación con su propuesta de que gobernara la lista más votada, sobre lo que el líder socialista ha añadido que "no iban a hacer luego lo contrario. No parece lógico".

En cualquier caso, desde que se proclamara vencedor de las elecciones el pasado domingo, Vara ha manifestado su intención de mantener un diálogo permanente con el resto de fuerzas políticas, ya que si bien tiene vía libre para su investidura, necesitará en el futuro el apoyo al menos de los seis diputados de Podemos para sacar adelante leyes y los presupuestos anuales de la comunidad, pues en el caso de Ciudadanos, el único escaño alcanzado, resulta insuficiente para formar mayorías.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.