Un hombre ha reconocido ante un juez alicantino que insultó en repetidas ocasiones a dos policías y les golpeó, además de escupirles en la cara y amenazarles con que iba a enviarles a unos mafiosos para matarlos.

Ocurrió el viernes pasado en Alicante y ya está resuelto mediante juicio rápido: ha aceptado un año de prisión.

El presunto atentado se produjo el ocho de junio cuando el ahora procesado comenzó a increpar a los clientes de un local de Alicante, según fuentes judiciales consultadas.
Cuando los agentes llegaron y le requirieron que se identificara, se negó y les amenazó diciéndoles que iba a llamar «a un amigo» y se iban a enterar.

Seguidamente, les increpó gritando: «Sois un hijos de puta, cabrones; no tenéis huevos para coger a los putos moros, si estuvieseis in Guipúzcoa os ibais a enterar; yo conozco a gente y me he quedado con vuestras caras, no me voy a olvidar», según las mismas fuentes.

A pesar de los insultos y de la actitud agresiva del procesado, los policías trataron de tranquilizarle, aunque les fue imposible.

«Gilipollas»

El procesado incluso alzó las manos de manera amenazante. Acercó su cara a la de los agentes para escupirles y les dijo «gilipollas». Acto seguido, el ahora acusado golpeó a uno de los agentes en el pecho, aunque no le causó lesiones.

Durante el traslado a la comisaría profirió frases como «voy a contratar a unos mafiosos y os van a matar». Y en comisaría, mientras lo custodiaban, se levantó del banco en el que estaba sentado y le dio un puntapié a otro agente sin causarle lesión.

Dinos @ ) +
... si crees que hay más delincuencia en fin de semana
Cuéntanoslo en...
e-mail l nosevendealicante@20minutos.es
correo l c/Jerusalén, 3, 03001 Alicante
o en www.20minutos.es