Robert Englund: "Freddy Krueger me abrió las puertas a nivel internacional"

  • Robert Englund, el actor que dio vida al aterrado Freddy Krueger, ha asistido como invitado especial al festival de cine fantástico Nocturna 2015.
  • A pesar de que todo el mundo le vincula con Freddy, no reniega del personaje, ya que le ha permitido labrarse una gran carrera en el cine de terror.
  • Dice que el mejor truco para interpretar a un personaje malvado es llegar a entender que él no se ve como tal, cree que sus actos están justificados.
Robert Englund posa como invitado especial del festival Nocturna 2015.
Robert Englund posa como invitado especial del festival Nocturna 2015.
Jorge París

Pocas criaturas cinematográficas hay tan terroríficas como Freddy Krueger, un hombre de piel quemada que, ataviado con un jersey de rayas rojas y negras y un guante de afiladas cuchillas, volvió del infierno para colarse en las pesadillas de varias generaciones. Sin embargo, el hombre que hay detrás del profuso maquillaje del monstruo está muy lejos de resultar tan aterrador. El actor estadounidense de ascendencia sueca Robert Englund es en realidad un tipo afable y divertido.

Lo ha dejado muy claro esta semana en Madrid, donde ha acudido como invitado especial del festival de cine fantástico Nocturna con motivo del 30 aniversario del estreno de Pesadilla en Elm Street en España. Pocas horas antes de recibir el premio Maestro del Fantástico, Englund atendió a los medios con mucho humor a pesar de las incontables entrevistas.

Incluso a última hora, cuando por fin pudo atender a 20minutos, el actor no dejó entrever ni una pizca de cansancio, acompañando cada respuesta con gestos exagerados y un tono declamatorio ligeramente cómico pero al mismo tiempo muy cercano al terror. Abriendo mucho los ojos, moviendo los brazos y las manos de forma amenazante, hablando lentamente y alargando las vocales con su voz grave y profunda, Englund dejaba claro que Freddy Krueger siempre formará parte de su ser.

De hecho, a pesar de lo vinculado que está su rostro con el monstruo, no reniega de él en ningún momento. "El señor Krueger ha sido muy, muy positivo para mí. En 1983 y 1984 me propulsó al éxito internacional y me abrió las puertas para poder trabajar en todo el mundo. Sin él hoy no podría estar aquí. Ahora incluso estoy empezando a hacer películas en Europa", cuenta el actor, que agradece a Freddy el haber visto Barcelona, Roma, Sicilia, Londres, Rusia, Bulgaria, Rumanía...

"Estoy muy feliz de ser el actor que soy porque, antes de Pesadilla en Elm Street y de V, yo siempre era el mejor amigo del protagonista, el compañero, el secundario. Freddy me puso en el punto de mira y me abrió las puertas a nivel internacional. Sin él mi carrera habría sido distinta, no estaría tan ocupado ni tendría tantos proyectos", insiste el intérprete, quien reconoce que el cine de terror le ha permitido convertirse en una estrella y es por ello que sigue tan vinculado al género.

De hecho, en esta edición de Nocturama se han presentado dos nuevos proyectos de Englund, The Last Showing, en la que interpreta a un proyeccionista que tras ser despedido decide vengarse convirtiendo a una pareja de espectadores en los involuntarios protagonistas de su película de terror, y Fear Clinic, donde da vida a un doctor trata de curar las fobias de sus pacientes con medios muy poco ortodoxos.

Es un maestro del terror, infunde pavor y sabe cómo hacerlo. "La clave a la hora de interpretar a un personaje malvado es llegar a comprender que él no cree que esté siendo malo. Piensa en Yago, el personaje de Otelo, de Shakespeare. Él no cree que esté actuando mal. Sólo piensa en follarse a Desdémona y además es un racista, un mal tipo, pero tiene una motivación que para él lo justifica todo", explica Englund.

"Cuando yo interpretaba a Freddy Krueger pensaba en lo mismo. El personaje tenía una motivación, que era la venganza. Para él, eso lo justificaba todo. Infectaba el subconsciente de sus víctimas, se introducía en los sueños de los hijos de padres alcohólicos, divorciados, promiscuos, de malos padres, aquellos que lo quemaron vivo. Para Freddy, ellos eran los villanos", añade el actor con un tono que da escalofríos y permite imaginarle como la aterradora criatura de pesadilla que durante años le ha quitado el sueño a millones de niños... y adultos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento