Habrá impuestos por tener
Erradicar este enclave de miseria será una de las actuaciones prioritarias en su acción de gobierno. (A. G.)
El pacto entre PSOE e IU salvaguarda el bolsillo de los sevillanos y castiga la especulación y la contaminación. El acuerdo entre ambos partidos establece, por exigencias de Izquierda Unida, que los impuestos, tasas y precios públicos no suban más allá del IPC interanual de agosto durante los próximos 4 años. Todos menos tres, que subirán y mucho.

Según el documento que establece las bases de la legislatura que ahora comienza, el Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) se ajustará «al de las grandes ciudades de nuestro entorno». Esto significa que aumentará prácticamente un 100%, según confirman a 20 minutos fuentes municipales. Los que tengan 4x4 también notarán mayor presión fiscal, ya que el Impuesto de Vehículos se incrementará para los de mayor cilindrada. El porcentaje de subida no está aún definido, pero el Consistorio apunta a que podría duplicarse la cantidad que ahora pagan.

Bonificación por alquiler

Los propietarios de pisos vacíos son la última excepción. El Ayuntamiento aumentará el gravamen fiscal al límite legal para todos aquellos que insistan en tenerlas desocupadas.

Todo lo contrario ocurrirá con los que decidan alquilarlas, ya que si la ofertan a través de las Agencias de Fomento de Alquiler obtendrán descuentos en el IBI.

Esta política fiscal tiene una consecuencia muy importante. Obliga a Sevilla a renunciar al ‘prestamón’ de 300 millones de euros para inversiones que negoció, y obtuvo, hace más de un año con el Banco Santander. La razón es que para garantizar su cobro, el banco exigía una subida significativa de tasas y precios municipales (agua, bus, etc). Y ahora sólo podrán subir el IPC de agosto.

Primero: la ampliación de Fibes

La ampliación de Fibes se tiene que resolver y con urgencia. Será el tema central del primer pleno de la nueva corporación municipal. Las obras se tienen que adjudicar de manera inmediata, el próximo mes, para que no culmine el plazo de las ofertas que se han presentado al concurso. Así, en el primer pleno o en uno extraordinario el Ayuntamiento de Sevilla tendrá que autorizar el crédito hipotecario para el proyecto, que costará entorno a 70 millones de euros.

El final del asentamiento del Vacie, una prioridad

El chabolismo es un problema que se ha enquistado en todos los gobiernos de la ciudad. ¿Será esta legislatura la que marque el final del asentamiento del Vacie? Así al menos lo han establecido PSOE e IU en el pacto programático, que se marcan para estos cuatro años. Erradicar este enclave de miseria será una de las actuaciones prioritarias en su acción de gobierno . El diseño sobre cómo se eliminará está concluido, pero ahora queda lo más difícil: llevarlo a cabo.