La Audiencia de Barcelona tomó la decisión de exculpar al ex responsable de mantenimiento de Fecsa-Endesa del incendio que en 1994 arrasó y devastó casi 25.800 hectáreas en la comarca del Berguedà, al considerar que no le correspondía instalar nuevos elementos de seguridad. La plataforma de afectados, que integra a unos 130 de los 300, anunció su intención de presentar recurso y abrir un nuevo proceso judicial por la vía civil.