Gradas supletorias para «reventar» el Arcángel
Los operarios trabajaban ayer duro en el fondo sur del Arcángel. (R.S.)

Ya no quedan entradas para el domingo. El Córdoba Club de Fútbol ha devuelto la ilusión a los aficionados de la ciudad y el equipo quiere que el estadio del Arcángel sea una olla a presión el próximo domingo en el partido de ida frente al Huesca.

La demanda de entradas y la expectación que ha levantado el encuentro (la última eliminatoria de ascenso a Segunda A) ha provocado que el club haya decidido instalar una grada supletoria en el fondo sur.

Esta grada tendrá capacidad para 2.100 personas, con lo que se podrán reunir casi 18.000 cordobeses para animar a su club.

A primera hora de la mañana de ayer se agotaron las últimas 300 entradas puestas a la venta, pertenecientes a estas gradas supletorias que varios operarios de la empresa Daplast están montando ya en el fondo sur.

Tanta es la demanda de localidades que el club estudia la posibilidad de instalar otra grada de este tipo en el fondo norte del estadio. El tiempo apremia porque el partido será el próximo domingo a las 20.00 horas.