¿Quién se sienta al sol?
bancos en la parada del bus en San Pablo. (J.S.)
No ha sido mala idea instalar bancos en la parada del bus en San Pablo, pero su uso es restringido: cuando se va el sol. El resto del día es frecuente ver a los viajeros en busca de una sombra junto a los comercios. Y para colmo, no tienen ni el panel que informa cuánto tardará.