Retiran la 'estelada'
El alcalde de Miravet (Tarragona) retira la estelada del balcón del Ayuntamiento por orden la Junta Electoral Central. JORDI MARSAL / ACN

La Junta Electoral Central (JEC) ha desestimado el recurso de CiU a su orden del pasado día 13 de retirar las banderas independentistas catalanas (estelades) de edificios públicos y locales electorales, por ser incompatibles con la obligación de neutralidad de los poderes públicos. En un acuerdo fechado este miércoles, alega tres motivos, entre ellos, que las estelades "simbolizan las aspiraciones de una parte de la sociedad catalana, pero no de toda ella".

CiU esgrimió la libertad ideológica y de expresión en su recursoLa JEC también argumenta que la "igualdad en el sufragio es esencial en la representación democrática" y recuerda que, por eso, la "ley encomienda a la Administración Electoral preservarla y prohíbe a los poderes públicos -que están al servicio de todos los ciudadanos- tomar partido en las elecciones".

Señala, asimismo, que las libertades ideológica y de expresión son derechos fundamentales de las personas, "no de los gobernantes, únicos obligados por el acuerdo recurrido, de manera que los ciudadanos pueden ejercerlos sin más restricciones que las que imponga el respeto a los derechos de los demás".

Aunque el acuerdo es firme en vía administrativa, contra él cabe interponer recurso contencioso-administrativo ante la Sala Tercera del Tribunal Supremo en el plazo de dos meses desde su notificación, según recuerda la JEC, que trasladará el acuerdo a las Juntas Electorales Provinciales de Barcelona, Tarragona, Lleida y Girona, para su conocimiento y traslado a las correspondientes Juntas Electorales de Zona.

La JEC recuerda que son derechos de las personas, "no de los gobernantes"En su recurso, CiU sostuvo que el acuerdo de la Junta por el que ordenaba retirar las estelades no sólo excedía sus competencias, sino que suponía una "vulneración clara de los derechos fundamentales a la libertad ideológica y a la libertad de expresión que protege y garantiza la Constitución Española".

En cualquier caso, muchos ayuntamientos han optado por retirar las esteladas para evitar que las juntas electorales de zona les abran un expediente sancionador, como ha hecho la de Arenys de Mar con los consistorios de Canet y Sant Pol de Mar (Barcelona), o que el proceso electoral sea anulado. También han optado por acatar la orden de la JEC para evitar la imagen de los Mossos descolgando las banderas, aunque algunos las colgarán en otros partes de las poblaciones y volverán a izarlas en el consistorio a partir del domingo por la noche.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.