Piratas informáticos se han hecho ilícitamente en las últimas semanas con los datos bancarios y domiciliarios de unos 120.000 usuarios, en uno de los mayores ataques de este tipo registrado en España, según una información difundida por el diario El País.

Los 'hackers' habrían atacado durante el pasado mayo la base de datos de una importante empresa española que gestiona dominios de internet, haciéndose con las claves de correo electrónico de decenas de miles de usuarios, además de con sus datos bancarios, teléfonos y domicilios, según indica el diario, que cita fuentes conocedoras de la investigación.

La Guardia Civil, encargada de este tipo de delitos, no pudo confirmar la información de momento.

Además, y siempre según dicho diario, los piratas habrían introducido virus informáticos en las webs de los usuarios, entre los que estarían destacadas compañías españolas no citadas.

El diario, que tampoco proporcionó el nombre de la empresa afectada, indicó que la sofisticación con que operaron los presuntos delincuentes está dificultando la investigación para desvelar quién o quienes y desde dónde se realizó el delito, que podría ser desde servidores en Rusia o Estados Unidos.

Al parecer fueron algunos de los clientes los que alertaron a la firma atacada, con la que tenían contratadas webs, después de darse cuenta de que alguien había modificado sus páginas y les direccionaba a otras de internet ubicadas en el extranjero y que en realidad era un virus de los llamados 'troyanos'.