Pueden ser sacrificados en unos días
Perros acogidos por una protectora de Herencia. (El refugio).
Ochenta perros que actualmente están acogidos por una protectora de Herencia (Ciudad Real) podrían ser sacrificados en los próximos días ante la decisión del Ayuntamiento de la localidad de utilizar los terrenos donde se sitúa el albergue para otro fin, según denunció ayer la asociación El Refugio. La protectora no tiene adónde trasladarlos.