El Salón Náutico Internacional de Palma prevé batir, este domingo 3 de mayo, todos sus récords de visitantes, ya que poco antes de que cierre sus puertas el sábado Boat Show Palma ha recibido ya la visita de más de 20.000 personas.

Cabe recordar que el año pasado pasaron, en cinco días de feria, más de 36.000 visitantes, por lo que se prevé superar esta cifra en esta edición número 32 de la feria náutica.

El buen tiempo, más propio de la época estival, el hecho de que se estén celebrando varios eventos a la vez (Maremostra, Tapamar, Palma Vela y Beer Palma) y que este año el Salón Náutico Internacional de Palma tenga más expositores y embarcaciones que en otras ediciones, está provocando un gran aluvión de personas interesadas en visitar la feria.

Respecto a la jornada de este sábado, los organizadores han destacado que "ha sido un día muy intenso con una gran actividad comercial entre el sector profesional de la náutica representada en más de 200 expositores presentes y 180 embarcaciones".

Uno de los aspectos a destacar de esta edición, además de la intensa actividad empresarial, es "el buen ambiente y positivismo que se percibe entre los empresarios".

La mayor parte de ellos, el 75% repiten presencia en el Salón Náutico, coinciden en que el perfil del visitante de este año es más "profesionalizado" que en ediciones anteriores lo cual aumenta las posibilidades de tener "compradores potenciales".

El viernes por la noche el Salón Náutico Internacional de Palma cerró sus puertas a las once de la noche y celebró multitud de fiestas.

Una noche "mágica y muy especial", ha declarado el director del Salón Náutico Chema Sans, donde los expositores aprovechan para unir "ocio y negocio".

Tanto Boat Show Palma como la zona de Palma SuperYacht Show aprovecharon 'La noche del Mar' para festejar, con clientes y amigos, su presencia en una de las ferias náuticas más consolidadas del Mediterráneo.