Los organizadores del Salón Náutico Internacional de Palma & Palma SuperYacht Show han anunciado que en dos días de feria ha superado ya las visitas respecto al año pasado, con la asistencia de más de 10.000 personas desde que se abrieran las puertas el jueves pasado.

En este sentido, el director del Salón Náutico Internacional de Palma, Chema Sans, ha declarado sentirse muy satisfecho con las cifras y augura que irán creciendo y que, al final de la feria, se superarán los 40.000 visitantes.

Por otra parte Sans ha afirmado que el perfil del visitante este año es "más profesional, dirigido a hacer negocios durante los días de feria".

Una valoración en la que también coincide la organizadora de Palma Super Yacht Show, Jane Thompson. Se trata de la feria de los mega yates que desde hace tres años se celebra en el Salón Náutico de Palma.

Por su parte, Thompson ha destacado que "esta feria está cada vez más consolidada en los contactos y las ventas".

Sin duda alguna, ha afirmado, "nuestra valoración es muy positiva ya que hay más barcos, más expositores y más gente que son potenciales compradores".

Por parte de los expositores, tal y como ha comentado el director del Salón, las primeras impresiones son "muy buenas".

Un ejemplo de ello es la empresa Jaguar, que es la marca de coche oficial del XXXII Salón Náutico, y que este año es la segunda vez que repite en la cita náutica.

Su responsable en Baleares, Juan Genovard, ha afirmado sentirse muy satisfecho con la edición de este año y poder participar como marca de coche oficial.

Jaguar ha aprovechado la feria náutica para presentar, en primicia mundial tras Madrid y Barcelona, el Jaguar XE.