El candidato socialista a la Alcaldía de Granada, Francisco Cuenca, se ha comprometido este jueves a reducir el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) a partir de 2016 y eliminar "la subida del 10 por ciento" que, según ha indicado, impulsó el PP, si gana las próximas elecciones municipales del 24 de mayo.

El portavoz socialista ha hecho balance de las sesiones plenarias de este mandato, donde su grupo ha presentado 470 iniciativas, en forma de moción, ruego o pregunta escrita. El socialista ha apuntado, que, "lamentablemente, la mayoría de las propuestas se han topado con el no del alcalde y las que fueron apoyadas por el PP, se han quedado en una cajón cogiendo polvo".

Como ejemplo, se ha referido a la moción aprobada por unanimidad el pasado octubre para que la subida del 10 por ciento del IBI que aplicó Mariano Rajoy, "nada más llegar al Gobierno, y que era una medida excepcional para 2012 y 2013, dejara de aplicarse a los granadinos".

Cuenca ha resaltado que, "dentro de dos meses, los ciudadanos se encontrarán con el recibo del IBI en sus casas y con que el 10 por ciento de medida excepcional ha pasado a medida discrecional porque Torres Hurtado no ha hecho absolutamente nada.".

El socialista ha avanzado que, "a partir de 2016, su equipo de gobierno bajará el IBI como se aprobó en sesión plenaria" y ha adelantado también, una revisión del Callejero Fiscal, "para que los nuevos valores del Catastro que se tienen que actualizar en los próximos años afecten lo menos posible a los ciudadanos".

Respecto al trabajo de los socialistas, Cuenca ha reseñado además que, "las mociones y ruegos que hemos presentado y que nos han negado, no al PSOE, sino a los ciudadanos, son el reflejo de cientos de granadinos a los que el gobierno del PP ha desatendido. En su día, esta gente acudió a nosotros para ser altavoces de sus problemas: problemas de movilidad, de protección del patrimonio, de respeto al paisaje y la cultura, de turismo y de comercio, de mejoras económicas y de empleo para atender a los que peor lo pasan".

El socialista ha señalado que, durante estos cuatro años, "el salón de plenos ha sido testigo de cómo el PP modificaba el ROM en detrimento de la democracia con el único objetivo de silenciar la voz de la oposición. Torres Hurtado decidió que los problemas de la gente se pueden despachar con un minuto, que es el tiempo al que se ha reducido la intervención de los grupo políticos en cualquier debate".

También ha recordado el "uso partidista y torticero que Torres Hurtado ha hecho de su mayoría absoluta, rebasando sus propios límites para convertir el salón de plenos, la casa de todos los Granadinos, en un tribunal de la Inquisición, con Juan Torquemada García Montero como maestro de ceremonias". Para Cuenca, "muchas han sido las cacicadas de Torres Hurtado y los insultos y desprecios a nuestro trabajo de Isabel Nieto, cuyo único argumento en los debates ha sido que no nos enteramos, que no nos leemos los expedientes, un mantra repetido pleno tras pleno para tapar lo importante: Los problema de la gente".

Para concluir, Cuenca ha incidido en que, "ante los insultos, las faltas de respeto y los desprecios del PP, hemos acudido a los plenos con propuestas, reivindicaciones y soluciones que reiteradamente nos han echado para atrás o se han metido en un cajón".

Consulta aquí más noticias de Granada.