El fiscal mantiene la acusación de asesinato sin ensañamiento para el falso monje shaolín

  • Pide un total de 40 años de cárcel en sus conclusiones finales.
  • Las acusaciones particulares en nombre de las víctimas, así como la popular también han mantenido sus calificaciones, en las que sí incluyen dicha agravante.
  • Estas partes elevan la petición de pena a 45 años de cárcel
El fiscal (3i) hace su exposición ante el acusado Juan Carlos Aguilar, (d) conocido como el falso monje shaolín.
El fiscal (3i) hace su exposición ante el acusado Juan Carlos Aguilar, (d) conocido como el falso monje shaolín.
EFE/LUIS TEJIDO

El representante del Ministerio Fiscal ha mantenido la acusación por dos delitos de asesinato con alevosía contra el falso monje shaolín Juan Carlos Aguilar, pero sin apreciar la agravante de ensañamiento con una de sus víctimas, la joven nigeriana Maureen Ada Otuya.

Por estos delitos pide un total de 40 años de cárcel en sus conclusiones finales, elevadas a definitivas en la sesión de este miércoles del juicio que se sigue contra el acusado desde el pasado viernes en la Audiencia de Bizkaia. Las acusaciones particulares en nombre de las víctimas, la ciudadana nigeriana Maureen Ada Otuya y la colombiana Jenny Sofía Rebollo, así como la acusación popular también han mantenido sus calificaciones finales, en las que sí incluyen dicha agravante.

Por ello, estas partes elevan la petición de pena a 45 años de cárcel. La defensa también ha mantenido su calificación, ya que el acusado reconoció los asesinatos con alevosía, pero no el delito de ensañamiento, lo que elevaría la pena impuesta y tendría efectos negativos en la posible aplicación de beneficios penitenciarios al acusado.

Este miércoles se celebra la cuarta sesión de este juicio en la Audiencia de Bizkaia, en la que se procede a la lectura de los informes de las acusaciones y las defensas. De forma previa, se han exhibido fotos y vídeos hallados en poder del acusado en el gimnasio que regentaba en Bilbao y donde retuvo, maniató, torturó y mató a las dos mujeres.

En las imágenes, de contenido sexual explícito, se ve a diferentes mujeres inconscientes o semiinconscientes, en algunos casos junto al falso monje. En una de ellas se ve claramente cómo agarra de la cabeza a una mujer y le golpea repetidamente en el pecho.

Mientras se han visionado estas imágenes, Aguilar ha permanecido erguido en la silla y con los ojos cerrados, actitud que ha mantenido a lo largo del juicio. Poco antes de comenzar la sesión, un grupo de personas convocadas por la coordinadora feminista de Bilbao se han concentrado ante las puertas del Palacio de Justicia tras una pancarta en la que se leía en euskera "Ada, Jenny, os recordamos. Respuesta contundente ante la violencia machista"

Mostrar comentarios

Códigos Descuento