El director general de Recursos Pesqueros y Acuicultura, José Miguel Corvinos, ha mantenido este lunes en Sevilla una reunión con los representantes de la flota de cerco del Golfo de Cádiz, en la que el sector que faena en este caladero ha alcanzado un acuerdo para la gestión de la pesquería de la sardina.

La reunión ha estado marcada por un clima de cooperación, para consensuar medidas que permitan una explotación más sostenible y rentable de la sardina, según ha señalado en una nota el Gobierno central.

Fruto de este trabajo, se ha llegado a un acuerdo de reparto de cuota por barcos y puertos en la que se ha asignado un 32 por ciento de la cuota mensual a los barcos gestionados por el puerto de Isla Cristina, 30 por ciento a Barbate, 30 por ciento a Punta Umbría y un ocho por ciento a Sanlúcar de Barrameda.

Esta distribución se traducirá en "una mejor explotación" del recurso en función de las condiciones del mercado y la decisión de cada operador.

El Ministerio celebra el acuerdo logrado entre el propio sector, una muestra de su compromiso con la sostenibilidad de los recursos, que permitirá una mejor planificación de los operadores, garantizando, así mismo, mayor rentabilidad para los profesionales y una mejor gestión de esta pesquería.

Valoración del sector

Por su parte, los pescadores andaluces han mostrado su satisfacción por alcanzar un acuerdo después de una reunión "de más de cinco horas", así como por poder ayudar al puerto de Sanlúcar de Barrameda.

Así fuentes del sector han señalado la posibilidad de que la cuota sea individual por barco pero con la opción de que la gestión sea conjunta en cada puerto. De esta manera ha detallado el reparto del 32 por ciento para el puerto de Isla Cristina, el 30 por ciento para el de Barbate, otro tanto igual para el de Punta Umbría y el ocho por ciento para Sanlúcar de Barrameda.

"Era lo que la mayoría del sector estaba pidiendo desde hacía tiempo y se ha alcanzado un acuerdo", han subrayado.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.