La Fiscalía del Principado de Asturias ha solicitado la condena de un acusado de robar 2.400 euros en un banco de Gijón, encañonando a un cliente y a un empleado con un arma que resultó ser de fogueo. La vista oral se celebra este lunes, 6 de abril, en el Juzgado de lo Penal número tres de Gijón, a las 11.30 horas.

Sobre las 9 de la mañana del 1 de septiembre de 2014, el acusado entró en la sucursal de Caja Rural de la Avenida Príncipe de Asturias de Gijón, esgrimiendo un arma con la que encañonó a uno de los clientes, apuntándole a la cabeza y gritando a los empleados: "Dámelo todo", sostiene el Ministerio Fiscal.

El acusado cogió un total de 2.473 euros del mostrador de la oficina que metió en una bolsa. Tras hacerse con el dinero apuntó a un empleado para que le abriera la puerta. Al ser detenido, los agentes encontraron el arma, que resultó ser un revolver de fogueo, pero no pudieron recuperar el dinero robado.

El acusado ya fue condenado por delitos de robo con violencia en el pasado y la Fiscalía ha considerado que los hechos son constitutivos de un delito de robo con violencia en las personas, con la agravante de reincidencia. Además de la pena de prisión, ha solicitado para el presunto atracador inhabilitación especial para el ejercicio del derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena, pago de las costas procesales y abono de una indemnización de 2.473 euros a la sucursal.

Consulta aquí más noticias de Asturias.