La mayoría de las peticiones de ayuda por los temporales a Interior son de CyL, con 637

Las delegaciones y subdelegaciones del Gobierno han recibido un total de 945 peticiones de ayuda por daños debido a los temporales de lluvia, nieve y viento registrados en los meses de enero, febrero y marzo de 2015 en distintos territorios del país.
Fachada Del Congreso De Los Diputados
Fachada Del Congreso De Los Diputados
EUROPA PRESS

Las delegaciones y subdelegaciones del Gobierno han recibido un total de 945 peticiones de ayuda por daños debido a los temporales de lluvia, nieve y viento registrados en los meses de enero, febrero y marzo de 2015 en distintos territorios del país.

Así lo ha explicado el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, durante su intervención ante el pleno del Congreso, en el que se ha convalidado por unanimidad el decreto de medidas urgentes para reparar los daños causados por las inundaciones y otros efectos de estos temporales.

Por comunidades autónomas, las peticiones presentadas son: 93 en Aragón; 637 en Castilla y León; 20 en Cantabria; 52 en País Vasco; 10 en Navarra; 112 en La Rioja; 18 en Andalucía; 1 en Asturias; 1 en Cataluña; y una en Baleares.

"Podría parecer a primera vista que el número de solicitudes no es muy elevado pero no debe extrañar porque aún no se ha podido acceder a todas las zonas afectadas por las inundaciones, y con ello tampoco se pueden evaluar los daños", ha argumentado.

A su vez, ha indicado, que aún está por aprobarse la orden del Ministerio del Interior que concreta los núcleos poblacionales afectados.

El Real Decreto convalidado estima que reparar los daños costará al menos 105,7 millones de euros, y casi la totalidad de ellos corresponden a daños en bienes de titularidad estatal, según el Gobierno.

Fernández Díaz, ha subrayado que se han flexibilizado los requisitos, y se ha ampliado de uno a dos meses el periodo para presentar una solicitud para cualquiera de las ayudas.

Además, ha subrayado que se reduce, de seis a tres meses, el plazo para resolverlas. Para acreditar la titularidad de bienes e inmuebles dañados se acepta como prueba cualquier documento que pueda demostrar el título de propiedad.

"Todas estas ayudas se abonarán con cargo a los créditos dotados con carácter de ampliables en el vigente presupuesto de Interior, y más concretamente a la partida de Protección Civil y Emergencias", ha subrayado.

Los daños del temporal

El texto reconoce que desde los últimos días del mes de enero y durante buena parte del mes de febrero sucesivos temporales de lluvia, nieve y viento han azotado "la práctica totalidad del territorio nacional".

Así, hace una "mención especial" a las inundaciones "extraordinarias" provocadas por las crecidas del río Ebro durante el mes de febrero y los primeros días de marzo, que afectaron especialmente a la provincia de Zaragoza, donde alcanzaron "niveles desconocidos en los últimos 20 años".

La norma estima que el desbordamiento de los cauces ha anegado cerca de 20.000 hectáreas de terreno y ha obligado a desalojar a alrededor de 1.500 personas de las riberas alta y baja del Ebro.

Hasta el 31

De mayo se pueden solicitar ayudas

Las medidas del decreto incluirán otros daños que se puedan producir hasta el 31 de mayo próximo a causa de otros temporales. El texto señala que dada la afectación "general" del territorio no se han diferenciado las comunidades autónomas sino que se ha remitido una orden del ministro del Interior los términos municipales y núcleos de población a los que concretamente les serán de aplicación estas medidas.

Durante la presentación del mismo en el Congreso, el titular de Interior también ha subrayado que en el momento de dictarse el decreto las previsiones meteorológicas no descartaban episodios análogos y futuros, causa por la que se contempla la posibilidad de solicitarlas hasta el 31 de mayo.

El valor de las ayudas para daños materiales no podrá superar en ningún caso la diferencia entre el valor del daño producido y el importe de otras ayudas o indemnizaciones declaradas compatibles o complementarias por los mismos conceptos que pudieran concederse por otras Administraciones o por pólizas de aseguramiento.

Reparto de ayudas

Así, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente distribuirá 70,1 millones de euros; Fomento, 30,6 millones de euros; Interior, 5 millones de euros. De lo que le corresponde a Interior, el Gobierno señala que "no es posible" concretar el importe de las ayudas que puedan reconocerse por los daños producidos por el temporal porque las ayudas requieren de la solicitud previa por parte de los afectados.

Los daños afectan a infraestructuras de titularidad pública estatal, tales como la red de carreteras y las infraestructuras ferroviarias, el dominio público marítimo-terrestre e hidráulico, así como a otras infraestructuras de titularidad municipal.

Asimismo, se han ocasionado daños en bienes de titularidad privada (viviendas, garajes, instalaciones comerciales e industriales y explotaciones agrícolas).

Las ayudas también tratarán de paliar los daños personales, daños materiales en vivienda y enseres, y en explotaciones agrarias, establecimientos industriales, mercantiles, marítimo-pesqueros, turísticos y de otros servicio. Igualmente, las ayudas se extienden a los casos de fallecimiento y a los supuestos de incapacidad causados directamente por los siniestros.

En cuanto a la justificación de aprobación, los desastres naturales han causado elevados daños en infraestructuras privadas y públicas, perjudicado, medidas para paliar daños ocasionados a personas y bienes tanto de titularidad pública y privada.

Las quejas de la oposición

Del lado navarro, una de las comunidades autónomas, junto a Aragón, más afectadas por las riadas, tanto la diputada de Geroa Bai, Uxue Barkos, como el de UPN, Carlos Salvador, han coincidido a la hora de valorar la celeridad de la norma, al mismo tiempo que al solicitar al Gobierno que "los gastos a los que tienen que afrontar las comunidades autónomas no computen como déficit".

Otra de las quejas de la oposición, principal de PSOE y la Izquierda Plural, es que no se pusieran en marcha las medidas de prevención previas, cuando ya es conocido que pueden darse en estas épocas riadas e inundaciones.

De hecho, el diputado por Zaragoza del PP, Eloy Suárez, y la socialista Susana Sumelzo, han protagonizado un rifirrafe en el que se han acusado mutuamente no haberse encargado de las tareas de prevención de estas catástrofes en el Ebro, por ejemplo con los dragados o con la laminación del río. "Este decreto no es la respuesta adecuada a la dimensión de la catástrofe", ha considerado Susana Sumelzo.

Por parte del PNV, Joseba Agirretxea ha subrayado que la naturaleza "no avisa" y por eso ha insistido en la necesidad de que las tierras y campos de cultivo estén preparadas previamente a esas riadas.

El martes de esta misma semana, el PP rechazó en la Junta de Portavoces del Senado la comparecencia del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para explicar la gestión de las inundaciones provocadas por el Ebro en las semanas pasadas, tal y como había solicitado el PSOE.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento