Artistas y empresarios no se ponen de acuerdo sobre los beneficios de internet

  • Los artistas aseguran que internet va a acabar con la música y el cine.
  • Los empresarios lo ven como una nueva oportunidad de mercado.
  • Jose María Cano ha denunciado la situación y ha arremetido contra Apple por no pagar canon por sus iPods vendidos.

Artistas y empresarios de internet se enfrentaron durante la jornada inaugural de la primera cumbre internacional sobre derechos de autor por su distinta concepción sobre los riesgos y oportunidades que ofrece la red en la distribución de música y películas.

Ambos colectivos también difirieron sobre la conveniencia de imponer un canon a las plataformas de internet desde las que es posible descargarse de forma gratuita contenidos culturales.

¿Amenaza u oportunidad?

Un centenar de participantes, entre creadores, representantes de sociedades de autores y directivos de industrias culturales, discutieron si la red es tan sólo una amenaza para los creadores por las copias ilegales o bien si supone una oportunidad para llegar a nuevos mercados y promocionar a jóvenes artistas.

El compositor español y ex miembro de Mecano José María Cano, el intérprete francés Charles Aznavour y la cineasta francesa Agnes Jaoui expresaron su preocupación por la pérdida de ingresos por derechos de autor derivada del nuevo panorama de distribución audiovisual a través de las descargas por internet.

Los que piensan que los artistas pueden seguir viviendo con esta situación están soñando

Aznavour, compositor y cantante de origen armenio, reclamó a las sociedades de autores que protejan al artista, por ser el más "vulnerable de la cadena de creación y distribución" de las producciones audiovisuales.

El compositor destacó que "aquellos que piensan que los artistas pueden seguir viviendo mientras la música y las películas son totalmente gratuitas en internet están soñando".

"Hay que defenderse de los ataques porque se están aprovechando de nosotros", añadió el compositor.

El otro lado

El director en Reino Unido de British Telecom, Ben Verwaayen, y el vicepresidente de Nokia, Mark Selby, coincidieron en destacar la"excelente oportunidad de mercado que proporciona la red para los creadores".

Los ejecutivos lanzaron un guante a los artistas para que, como creadores, creen nuevos sistemas para distribuir su música y películas adaptándose a la nueva era digital.

En relación a esta propuesta, el español José María Cano afirmó que "es injusto reclamar a los artistas que se busquen la vida" y que se les exija renunciar al canon cuando las plataformas de telecomunicaciones consiguen muchos millones de euros gracias a las descargas ilegales por internet".

Cano recordó que en los últimos cinco años las discográficas han pasado de vender en España ochenta millones de álbumes a tan sólo cuarenta y que, contrariamente, las ventas de CD vírgenes crecieron un mil por ciento en los últimos dos años.

"La industria está cambiando y no es culpa ni de los consumidores ni de las discográficas, que se están muriendo, pero está claro que los artistas tienen que ser remunerados igual que cualquier trabajador", apuntó Cano.

El ex miembro de Mecano, acompañando por el portavoz de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE), Pedro Farré, denunció que la compañía Apple no les haya pagado los derechos de autor por las ventas de sus reproductores de última generación, los conocidos como iPods.

Según Farré, España es el único país de la Unión Europea cuya institución de protección de los derechos de autor no ha recibido el canon por las ventas de estos reproductores, en los que los consumidores pueden descargarse tanto legal como ilegalmente música y películas de internet.

Farré recordó que la SGAE "tan sólo reclama que el Ministerio grave con un canon digital soportes como los reproductores audiovisuales", pero que todavía no exige lo mismo a las operadoras de las líneas de banda ancha, que sí son gravadas en Francia, entre otros países.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento